¿Qué papel desempeña Taiwán en la economía global?
¿Qué papel desempeña Taiwán en la economía global?

Cortesía

Taiwán es la 21ª economía del mundo y ocupa el lugar 16 del comercio exterior a nivel universal. Durante más de 20 años ha desarrollado la tecnología informática y electrónica. En el año 2021 el país produjo el 64% de chips (semiconductores) de ese mercado, la empresa líder de su fabricación es “Taiwan Semiconductor Manufacturing Company (TSMC, siglas en inglés)”, la cual elaboró el 53% de la totalidad comercializada en dicha actividad económica, en cuanto a los microchips más avanzados y sofisticados, representa el 92% del mercado en general.

Actualmente nos es difícil vivir sin depender o hacer uso de los aparatos electrónicos; desde el secador de cabello, el aire acondicionado, el celular, el computador, el automóvil hasta el avión de combate o el vehículo robotizado de la misión de exploración en Marte, en todos ellos el microchip es el elemento clave. Como consecuencia de la pandemia los medios de transporte se suspendieron, las fábricas cerraron y surgió de repente un desabastecimiento de microchips, causando así, una crisis económica mundial sin precedentes, generando a su vez, que las industrias interrumpieran su producción por la falta del suministro de este rubro, un ejemplo de ello es el sector automotriz. Desde entonces, Taiwán tomó mayor visibilidad en el escenario internacional atrayendo la atención de los demás países.

Taiwán es un país moderno, vibrante y pacífico, un defensor de los valores de la libertad, la democracia, el respeto a los derechos humanos y el estado de derecho. El pueblo taiwanés es pujante, trabajador, perseverante y amable como el pueblo colombiano.



Estamos viviendo en un mundo globalizado y cualquier conflicto en cualquier lugar impacta a toda la humanidad. Como es el caso de la guerra entre Rusia y Ucrania que provocó la inflación junto a la escasez de alimentos y de energías que afecta a numerosos países. Mantener la paz y la estabilidad de la región y del mundo es responsabilidad de todas las naciones. Las discrepancias siempre se tienen que resolver a través de diálogos basados en la equidad, para evitar cualquier error o equivocación que cause o escale a los conflictos bélicos.

Desde la semana pasada después de la visita de Nancy Pelosi, la presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU. y luego de las amenazas con maniobras militares de China en torno a los límites taiwaneses, Taiwán ha recibido abundante atención a nivel global como un punto de tensión regional y universal, un panorama que preocupa a muchos países que a su vez han exigido la prudencia para evitar un posible desastre irremediable.

Taiwán es clave en el desarrollo y comercialización de los chips que alimentan a gran parte de la economía global y hará todo lo posible para evitar cualquier conflicto que afecte el progreso y bienestar mundial, esperamos que todos los miembros de la comunidad internacional nos acompañen en crear y sostener conjuntamente un ambiente pacífico y favorable con el fin de continuar construyendo una sociedad próspera y un mundo mejor.