Moody's mantiene grado de inversión a Colombia: Baa2

AFP

Como lo había previsto EL NUEVO SIGLO en su informe especial del pasado domingo, las agencias calificadoras comenzaron a bajarle presión a Colombia con el manejo fiscal.

Este comportamiento se demostró con la decisión de la agencia Moody’s Investors Service, que decidió mantener la calificación de la deuda a largo plazo en moneda extranjera al país en Baa2 (equivalente a BBB en otras escalas internacionales), un escalón por encima de grado inversión. Así mismo, mejoró la perspectiva de dicha nota crediticia de negativa a estable.

De acuerdo con la calificadora, tres factores resultaron fundamentales para decidir esta nota: primero, la capacidad de las instituciones para construir consensos e implementar políticas macroeconómicas prudentes y efectivas ante los desafíos de la pandemia. Segundo, la aprobación de medidas fiscales en el Congreso de la República que promueven la estabilización de la deuda pública en los próximos años, en línea con los pares de calificación. Tercero, los efectos favorables de la reactivación económica sobre las finanzas públicas.

El ministro de Hacienda y Crédito Público, José Manuel Restrepo, destacó el voto de confianza dado por los mercados y los inversionistas locales y extranjeros. Al respecto, dijo que “el mantenimiento del grado de inversión por parte de Moody's reconoce esa gran fortaleza institucional del país, de construir consensos con sentido de grandeza, como se logró con la Ley de Inversión Social, así como de haber abierto un diálogo constructivo alrededor de la sostenibilidad social y fiscal y la reactivación económica, con distintos actores de la sociedad”.

Igualmente, Restrepo expresó que “es fruto de la enorme capacidad de resiliencia que tenemos los colombianos”. 

Perspectiva

Sostuvo el funcionario que con la decisión de Moody's se estabilizan las perspectivas de las cuatro calificaciones de riesgo de la deuda pública colombiana: Moody's, al nivel Baa2/Estable; DBRS, en BBB Low/Estable; Fitch, BB+/Estable; y S&P Global Rating, BB+/Estable.

En el caso de Moody's, la calificación Baa2 con perspectiva estable ubica a Colombia al mismo nivel de países como Filipinas, Hungría, Indonesia, Kazajistán, Panamá, Portugal y Uruguay.


Le puede interesar: Ventas de vivienda superan en septiembre todas las previsiones


Según la entidad, el Gobierno realizó en los últimos meses un buen trabajo en gestión macroeconómica, políticas para el crecimiento económico y consensos para las medidas fiscales hacia 2022.

"A pesar de los desafíos que presenta la pandemia y las crecientes tensiones sociales, el Gobierno aprobó medidas fiscales que respaldarán la estabilización de la deuda en los próximos años", afirmó Moody's.

Reformas

En el informe de este diario del 3 de octubre pasado, Richard Francis, analista principal de Calificaciones Soberanas para Colombia de Fitch Ratings, dijo sobre la aprobación de la reforma tributaria, que “es un buen paso para tener un ajuste fiscal, eso es positivo, pero nosotros también entendemos que los ingresos solo van a llegar en 2023 y probablemente van a ser insuficientes para estabilizar la deuda en proporción del PIB, es por ello que Colombia va a necesitar adelantar otras medidas para reducir el déficit fiscal en el mediano plazo”.

Sobre lo que requería Colombia para volver a recuperar el grado de inversión con Fitch, el analista sostuvo que “primero se deben adelantar reformas para mejorar las perspectivas de crecimiento en el mediano plazo. Una reforma tributaria, una reforma laboral, diversificar las exportaciones, incrementar la producción de petróleo y gas”.

Añadió el experto que “segundo, en Fitch vamos a necesitar ver medidas para incrementar ingresos o bajar los gastos no solo para estabilizar la deuda con relación al PIB, sino también para empezar a bajarla. Si el Gobierno logra tener más crecimiento, la deuda empezaría a bajar y eso sería suficiente para mejorar y, en dos o tres años después, ver incrementada la calificación”.

Señaló que “normalmente cuando un país ha perdido el grado de inversión podría tardar hasta siete años para recuperarlo, pero hay al menos un caso donde fue en tres años".