Investigaciones por posibles ‘chuzadas’ a magistrados pidió Presidencia | El Nuevo Siglo
Foto: archivo El Nuevo Siglo
Lunes, 24 de Junio de 2024
Redacción Web con AFP

Ante las recientes denuncias sobre interceptaciones y seguimientos ilegales a uno de los despachos de la Corte Constitucional presuntamente provenientes de organismos de inteligencia del Estado, el presidente Gustavo Petro se pronunció y rechazó que desde su Gobierno se estén realizando estas prácticas. 

A través de su cuenta de X, antes Twitter, el jefe de Estado sostuvo que su orden a los organismos de inteligencia es no usarla contra la oposición, prensa o cortes, sino que este tipo de inteligencia es contra el crimen. 

"En inspección a la Dirección Nacional de Inteligencia (DNI), se encontró que no cuenta siquiera con aparatos de interceptación de servivios de telefonía privada. Este gobierno no hace lo que si hicieron otros en el pasado", trinó el mandatario. 

 

A su vez, desde la Casa de Nariño también se manifestaron sobre estos hechos y anunciaron la apertura de una investigación a la Dirección de Tecnología y Secretaría de Comunicaciones.

"Desde que se hicieron públicas las denuncias sobre una supuesta operación de perfilamientos e interceptaciones, se solicitó una investigación a control interno y a control interno disciplinario de la entidad con el objetivo de determinar circunstancias irregulares en los procesos y procedimientos que correspondan a las oficinas de Secretaría para las Comunicaciones y Prensa, y la Dirección de Tecnología de la Presidencia de la República", indicaron desde el Ejecutivo mediante un comunicado de prensa. 

Asimismo, indicaron que se estableció contacto formalmente con las autoridades competentes para ponerse a disposición en el marco de la investigación en curso.

"Es crucial aclarar que las actividades de la Dirección de Tecnología y la Secretaría para las Comunicaciones y Prensa no incluyen prácticas como perfilamiento, seguimiento ni interceptación, todas ellas absolutamente condenables en una democracia. Este Gobierno ha sido víctima en el pasado de tales actividades y se opone firmemente a ellas", sostuvo la Casa de Nariño.

El fin de semana, la revista Semana reveló que el magistrado Jorge Enrique Ibáñez interpuso una denuncia ante la Fiscalía porque presuntamente "organismos de inteligencia del Estado" interceptaron sus comunicaciones.

Ibáñez asegura que algunos de sus magistrados auxiliares también han sido interceptados y no descarta que otros de sus colegas en la Corte Constitucional estén siendo igualmente afectados.

La Fiscalía anunció la apertura de una investigación ante las supuestas 'chuzadas', como se les conoce en Colombia.

Las denuncias contra el gobierno ocurren justo cuando Petro insiste en la idea de convocar a una asamblea para modificar la Constitución.

La oposición asegura que el primer presidente izquierdista de Colombia intenta saltarse el poder de los altos tribunales.

El expresidente Iván Duque (2018-2022), por ejemplo, sostiene que Petro quiere controlar la Corte Constitucional para que avale un cambio en la Carta Magna y así extender su mandato más allá de agosto de 2026. Actualmente la ley prohíbe la reelección.

En febrero, seguidores del gobierno bloquearon los alrededores la sede de la Corte Suprema de Justicia cuando sus magistrados debían elegir un nuevo fiscal general entre una terna presentada por el presidente. Los jueces del máximo tribunal denunciaron un "asedio" por parte de los manifestantes.

En el pasado, los servicios de inteligencia se prestaron para "chuzar" a políticos de izquierda, representantes de organizaciones sociales, periodistas y también magistrados de la Corte Suprema de Justicia.

El posible espionaje resultaría una paradoja para Petro, pues en 2020 un tribunal determinó que el extinto Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) hizo escuchas ilegales en su contra entre 2006 y 2009, cuando era senador opositor.

Reacciones de rechazo

La Comisión Nacional de Disciplina Judicial (CNDJ) emitió un comunicado de prensa este lunes, en el que expresa su rechazo ante esta situación. 

"La CNDJ rechaza de manera contundente cualquier acto  de presión, intimidación o intervención ilegal en contra de la justicia ,y en este caso específico en contra de los magistrados de la Corte Constitucional", indicó la comisión. 

De igual manera, piden "a todos los sectores de la sociedad y el poder público en Colombia para que se garantice la independencia y seguridad de la Rama Judicial y todos sus integrantes, quienes tienen la misión de protegerla democracia y los derechos de los ciudadanos a través de la constitución y las leyes".