Choque por designación de Carrasquilla como Minambiente ad-hoc

Foto Montaje El Nuevo Siglo

Escozor produjo en la Alcaldía de Bucaramanga y algunos ambientalistas la decisión del presidente Iván Duque al designar como ministro de Ambiente ad-hoc al titular de Hacienda, Alberto Carrasquilla, para que emita concepto vinculante al interior del Consejo Técnico Consultivo de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales –ANLA, en el proceso de licenciamiento ambiental del proyecto ‘Explotación Subterránea de Minerales Auroargentíferos Soto Norte", promovido por la empresa Sociedad Minera de Santander S.AS. (Minesa).

La designación de Carrasquilla para este encargo se dio porque en el Consejo de Ministros del 30 de septiembre pasado fue aceptado el impedimento manifestado por el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Ricardo José Lozano.

El alcalde (e) de Bucaramanga, Manolo Azuero, envió una misiva al Jefe de Estado en donde le  manifiesta su preocupación, ya que considera que Carrasquilla como ministro de Hacienda no tiene la experiencia para pronunciarse sobre un tema ambiental, en el que hay discusión porque hay quienes consideran que con esta explotación de oro se podría ver afectado el páramo de Santurbán.

“Designar al doctor Carrasquilla denota de su parte, señor Presidente, un desdén por Bucaramanga que me resulta francamente inconcebible. Por ello, ante tal desprecio, resulta imperativo recordarle que el proyecto para el que usted ha delegado a un inexperto en asuntos ambientales ha sido rechazado en masivas manifestaciones cívicas y cuestionado”, expresó el Mandatario departamental.

Añadió Azuero en su comunicación que “desconozco los motivos que llevaron al señor ministro de Ambiente, Ricardo Lozano, a declararse impedido para pronunciar concepto en el referido proceso. Lo que sí sé es que el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, no tiene ni la experiencia profesional ni la formación académica para poder sustituir cabalmente al ministro Lozano en el ejercicio de tan trascendental responsabilidad al interior del Consejo Técnico Consultivo de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales”.

En el Decreto 1787 del 4 de octubre firmado por Iván Duque,  en que se designa al ministro Carrasquilla como ministro de Ambiente ad hoc explica, que “el Artículo 8 de la Ley 63 de 1923 dispone que en caso que el Ministro recusado o cuyo impedimento fuese aceptado hubiere de separarse del conocimiento del negocio, será el Presidente de la República quien adscriba la decisión del asunto a otro cualquiera de los ministros del Despacho. Que con fundamento en el precitado artículo, se estima pertinente nombrar al doctor Alberto Carrasquilla Barrera, ministro de Hacienda y Crédito Público, como ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible ad hoc”.

Sin embargo el exministro de Ambiente, Manuel Rodríguez, trinó sobre el particular “que nombren al ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, como ministro ad-hoc para que participe en la decisión sobre si se adelanta, o no, el proyecto de explotación de oro en Santurbán, es como poner a un ratón de director de vigilancia de una fábrica de quesos”.

En tanto que el senador de la Alianza Verde, Antonio Sanguino, consideró que  “eso es como mandar a un pirómano a apagar un incendio. Eso tiene que ver con la solicitud de explotación de Minesa contra la que se han movilizados miles de personas en Bucaramanga y Santander, y que busca explotar y convertir el área cerca del páramo de Santurbán, que hoy es un reservorio de agua y un patrimonio en un escenario de explotación de oro”.