Más agua dulce a la Ciénaga Grande de Santa Marta

Foto cortesía

El año inició con una excelente noticia: la aprobación, por parte del OCAD Región Caribe, de tres proyectos para la Ciénaga Grande de Santa Marta que permitirán aumentar el caudal de ingreso de agua dulce al complejo lagunar, a través de la recuperación de la sección hidráulica de los caños, lo cual sólo es posible con actividades de dragado hidráulico y mecánico que permitan la remoción total de sedimentos existente en el fondo de los cauces.

Estas obras, que serán ejecutadas por la Corporación, se llevarán a cabo en el sector occidental de la Ciénaga en los caños Hondo, Martinica, Renegado, Condazo y la ciénaga de Buenavista, de acuerdo a las recomendaciones realizadas por el Instituto de investigaciones Marinas y Costeras Invemar,  a través de sus informes de monitoreo de las condiciones estructurales y funcionales de la Ciénaga Grande de Santa Marta, donde se hace mención a la necesidad urgente de inyectar caudal adicional al ecosistema.

El último informe técnico de monitoreo del Invemar afirma que: “…La regeneración natural de plántulas muestra un aumento de nuevos individuos por metro cuadrado; este comportamiento se observa desde aproximadamente el año 2017, así como el aumento de la densidad de brinzales que mostro una leve recuperación que no se daba desde aproximadamente el año 2011-2012. Estos hechos en general, sugieren una recuperación parcial del bosque en algunos sectores de la CGSM desde 2018. En relación a ello, la cobertura de manglar para 2019, tuvo una ganancia neta de 1.014 hectáreas, asociado principalmente al establecimiento y desarrollo de nuevas plantas de Laguncularia racemosa en diferentes localidades de la Ciénaga…”.

Las recomendaciones hechas tienen que ver con “promover y conservar las actividades de mantenimiento de los caños y canales con el fin de garantizar un adecuado intercambio hídrico del sistema lagunar, para que las variables críticas como metales biodisponibles y totales, incluido el mercurio total permanezcan dentro los valores normales o tolerables y no afecten la flora y la fauna de la CGSM. Esta actividad permitirá favorecer la disponibilidad de agua dulce para los bosques de manglar y con ello la tendencia de recuperación evidenciada durante el 2018 y 2019…”.

El deterioro ambiental del sector occidental de la Ciénaga Grande de Santa Marta se ha evidenciado por aspectos como la reducción del ingreso de agua dulce, alteración de las condiciones fisicoquímicas de los caños, afectaciones a la fauna y flora asociada, lo cual redunda en la reducción de las funciones ecológicas de este ecosistema que provocaron la disminución drástica de las pesquerías, reflejado en la declinación de los volúmenes de captura y en la pesca de ejemplares que no han alcanzado las tallas mínimas de madurez. Además de la alarmante disminución de la cobertura y el deterioro del estado de salud del bosque de manglar, sobre todo si se tiene en cuenta la alta vulnerabilidad del mismo ante perturbaciones que afectan al sistema lagunar, especialmente en lo relacionado con las variaciones drásticas de salinidad.

Estas condiciones surgen por la pérdida de la capacidad hidráulica de los cuerpos de agua al encontrarse ante una evidente alteración de su geometría hidráulica, de su dinámica fluvial, y de las condiciones fisicoquímicas que presentan un constante desequilibrio entre la capacidad de transporte de sedimentos y el suministro de los mismos, así como el deterioro de las estructura geomorfológica de las microcuencas abastecedoras de estos cuerpos de agua.

Actualmente, en los caños mencionados hay una interrupción hídrica que limita el tránsito de agua hacia el interior del grupo de ciénagas que se ubican en dicho sector y que hacen parte de este importante ecosistema.

Proyectos aprobados

Restauración hidráulica y ambiental de tributarios del sector occidental de la CGSM, que propone obras de dragado para recuperar la conectividad del caño Renegado, la Ciénaga Buenavista y el caño Condazo con el sistema lagunar que tributa a la Ciénaga los cuales serán realizados en jurisdicción del municipio de Remolino en el departamento del Magdalena, a través de dragado mecánico e hidráulico y explanación lateral del material dragado el cual abarca una intervención de 11.300 metros lineales. Asimismo, se busca mantener estables los niveles de agua que ingresan a la Ciénaga Grande de Santa Marta, con la construcción de las compuertas de los caños El Burro y El Salado.

Restauración del caño Hondo como aporte a la recuperación del ecosistema de la CGSM, el cual se busca recuperar la dinámica hídrica de este cuerpo de agua con el sistema delta estuarino CGSM, mediante el dragado mecánico en 17.500 metros lineales del caño Hondo en jurisdicción del municipio de Salamina. Se construirán 5 box culverts en concreto reforzado de 4.000 psi con baja permeabilidad. Cada box culvert contará con obras antisocavación.

Restauración ambiental del caño Martinica como aporte a la recuperación del ecosistema de la CGSM, el cual se busca recuperar la dinámica hídrica de este cuerpo de agua con el sistema delta estuarino CGSM, mediante el dragado mecánico en 17.575 metros lineales del caño Martinica en jurisdicción los municipios de Remolino, Salamina y Pivijay.