El dólar volvió a escalar a los $3.300

Archivo
Con un incremento de $48 durante la semana, el dólar superó otra vez la barrera de los $3.300 y cerró en $3.320,77. No obstante, en lo que va corrido del presente año la divisa registra unas ganancias de 1,3% o $43,8

___________________

El viernes la cotización del dólar en el mercado interbancario superó por primera vez en el año el nivel de los $3.300. Este repunte se dio en medio de la firma del acuerdo fase uno entre Estados Unidos y China, el cual se espera, entre otros efectos, que le quite presión a las monedas emergentes.

Para los analistas de Credicorp Capital “si bien el apetito por riesgo en los mercados de referencia no ha presentado mayores variaciones, el comportamiento del valor relativo del dólar frente a sus pares, así como la evolución en el precio de las materias primas, han facilitado la devaluación del peso colombiano”.

Por su parte los analistas del Bancolombia, consideran que, pese a la firma de la tregua comercial entre las dos potencias comerciales, las principales monedas de la región han tenido un comportamiento negativo. “En lo corrido de la semana el peso ha sido la moneda que se ha visto más afectada, movimiento que atribuimos al reciente fortalecimiento del índice del dólar, gracias a datos positivos de la economía estadounidense”, dicen.

El jueves pasado, la divisa abrió en el mercado interbancario en $3.298 y a partir de ese momento encaminó una tendencia fuertemente alcista que lo llevo alcanzar un máximo de $3.326,95. Pese a que el miércoles se firmó la primera fase del acuerdo comercial entre EE.UU. y China, las principales monedas de la región han tenido un comportamiento negativo.

Señalan los analistas que “sin embargo, en lo corrido de la semana el peso ha sido la moneda que se ha visto más afectada, movimiento que atribuimos al reciente fortalecimiento del índice del dólar, gracias a datos positivos de la economía estadounidense.  Lo anterior, estaría en línea con la mayor sensibilidad que el peso presente en periodos de fortalecimiento del índice dólar DXY”.

Transacciones

Vale la pena mencionar, que el jueves pasado se efectuaron transacciones por un monto total de US$1.251 millones y el par registró un precio promedio de $3.313,26. Finalmente la tasa de cambio cerró $24 por encima del cierre anterior ($3.324) y registró una depreciación diaria de 0,72%.

Por su parte en el comportamiento del viernes pasado, la tasa de cambio abrió $12 por debajo del cierre del jueves ($3.312). A partir de este momento el par encaminó una tendencia alcista y durante la sesión fluctuó entre un mínimo de $3.308,44 y un máximo de $3.332,95. 

Pese a que se llevó a cabo a mediados de la semana la firma de la primera fase del acuerdo comercial, el fortalecimiento del dólar durante la semana afectó negativamente el movimiento de la tasa de cambio. A esto se le sumo el reporte negativo del crecimiento de la economía China del cuarto trimestre, registrando su peor resultado en 30 años, e incrementando la preocupación por las expectativas de demanda de crudo. El viernes se efectuaron transacciones por un monto total de US$988 millones y el par registró un precio promedio de $3.320,82. El peso cerró en $3.332,5 y registró una depreciación frente al dólar de 0,26% diaria y 1,89% semanal.

El rumbo

Durante este año el peso colombiano ha sido la moneda con mejor desempeño frente al dólar. El avance en el precio del crudo, la menor percepción de riesgo país y la disipación en las manifestaciones sociales afianzaron un entorno favorable. De hecho, la tasa de cambio pasó de niveles levemente por encima de los $3.500 a situarse muy cerca de los $3.250. 

Lo anterior, coincidió con fuertes flujos de venta por parte de los administradores de portafolio internacionales en el mercado local. Quizá lo más relevante de este movimiento bajista del dólar fue la reactivación en las compras del sector real. Esto, desde el punto de vista técnico, ha llevado que el nivel de $3.230 se convierta en un soporte importante a monitorear en las siguientes jornadas. 

Asimismo, la sensibilidad de nuestra moneda a la depreciación del dólar a nivel global es baja mientras que a la apreciación se ha incrementado y se ubica por encima de los pares de la región. Sostienen los investigadores, que “consideramos que en el corto plazo el par se mantendrá cerca de los niveles actuales. Sin embargo, las presiones alcistas sobre la tasa de cambio continuarán vigentes por lo que esperamos un promedio anual para este año levemente por encima de los $3.300”.

Señalan los expertos que en la historia económica reciente, el 2019 será recordado como un año complejo, marcado por la incertidumbre ante los temores que se posaron sobre la política y la economía mundial, que impactaron directamente el mercado petrolero y el dólar.

Incluso, este último llegó a sobrepasar, a finales del año pasado, la barrera de los $3.500 en Colombia, algo impensado apenas unos meses atrás.

Volatilidad

Aunque al último día de 2019 el dólar retornó a la senda y terminó el año en niveles muy parecidos al arranque de año, la divisa tuvo una alta volatilidad como consecuencia de la incertidumbre por las disputas entre oriente y occidente, la tensión por la guerra comercial y el sinsabor social con los gobiernos de la región, entre otros hechos. Pero las tensiones continúan y 2020 luce, desde sus primeros días, como un año agitado también.

¿Qué rumbo tomará el dólar este año? Los analistas coinciden en que si 2019 fue complejo, 2020 lo será aún más en materia de mercados. La razón: la incertidumbre global permanece.

“El mundo anda al vaivén de las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos, sumado a una sobreoferta de petróleo en el ámbito mundial, a un déficit comercial elevado y a un malestar social y político generalizado (especialmente en América Latina) que nos ha afectado”, comenta Wilson Tovar García, gerente de Investigaciones Económicas de Acciones & Valores. Según el área de Investigaciones Económicas de la firma, en 2020 el dólar podría alcanzar un precio máximo de $3.780.

Para Alexander Ríos, analista de Estratégica Consultoría, “cualquier evento adverso, retroceso, ruptura y/o externalidad en la negociación entre China y Estados Unidos en materia comercial, haría susceptible que el peso colombiano regresara a niveles superiores a los $3.500 por dólar, pues la divisa norteamericana es un refugio ante la incertidumbre global".