Codensa firma acuerdo para mejorar la calidad del servicio

Foto cortesía

Un acuerdo de mejoramiento que define al prestador, acciones para disminuir el promedio de la frecuencia y duración de las interrupciones del servicio de energía eléctrica en la ciudad de Bogotá, así como en los municipios de Cundinamarca de Paratebueno, Medina, Yacopí, Puerto Salgar, Silvania, Vergara, Viotá, Choachí, Fómeque, Caparrapí, Guaduas, Cachipay, Anolaima, Gutiérrez, La Palma, Pacho, Tocaima, Cabuyaro, La Mesa y Guayabetal, firmaron la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios y Codensa.

Este acuerdo se materializó luego de que la Superintendencia evidenciara, en su informe de “Calidad del Servicio para 2018”, que en el mercado atendido por la empresa se presenta una alta dispersión de la calidad media del servicio por municipio, afectando a los usuarios de las 21 poblaciones mencionadas con promedios de duración y frecuencia de interrupciones más altos que los calculados para toda la empresa en dicho periodo.

Adicionalmente, para llegar a este acuerdo se verificó un aumento del 26,36% en las quejas interpuestas ante la empresa por fallas en la continuidad del servicio, y se identificó que el número de quejas por esta causa había aumentado en 115 de los 130 municipios atendidos por la empresa, especialmente en Bogotá, ciudad que registró un crecimiento en este aspecto de un 17,5% respecto de 2017. Por ello, las quejas en la capital representaron el 36% del número total registrado por la empresa.

“La Superservicios, dentro del ejercicio de sus funciones de inspección, vigilancia y control, puede adoptar medidas preventivas orientadas a la eficiente prestación de los servicios públicos mediante la eliminación o disminución de los riesgos identificados en la gestión de las prestadoras. Por ello, con el Acuerdo de Mejoramiento que hoy firmamos con Codensa buscamos prevenir una eventual situación crítica de la empresa, que pueda llegar a afectar a los usuarios del servicio de energía”, afirmó la superintendente, Natasha Avendaño García.

Por su parte, Codensa se comprometió en la ejecución de planes de inversión para robustecer y flexibilizar la infraestructura eléctrica de Bogotá y Cundinamarca, planes de mantenimiento preventivo y planes para el fortalecimiento de las respuestas ante fallas en la red.

En reemplazar la red desnuda por red aérea protegida, como una solución ante el constante contacto de árboles o elementos extraños a las redes eléctricas, la caída de rayos y las condiciones climáticas adversas. En la instalación de nuevas redes, nuevas interconexiones y nuevos equipos tecnológicos que permitirán operar la red de forma remota y reducir los tiempos de fallas y número de clientes afectados.

Y finalmente, Condensa aumentará la rapidez de respuesta en caso de fallas, con mejor gestión y capacidad de equipos técnicos en terreno.

Al finalizar el acuerdo, ambas entidades esperan que se logre una mejora del 30% tanto en la duración como en la frecuencia de las interrupciones en las 21 poblaciones afectadas. Igualmente, se espera una disminución anual del 3% en el número de usuarios afectados por mala calidad del servicio en Bogotá.

La Superservicios hará seguimiento al cumplimiento de los compromisos de este acuerdo, a partir de los informes presentados por Codensa, de sus reportes al Sistema Único de Información - SUI, de las reuniones que se realicen con el prestador, y de visitas técnicas que realice la superintendencia. 

Codensa deberá presentar un informe trimestral, dentro de los quince días calendario, posteriores a la finalización de cada trimestre evaluado, sobre el cumplimiento de las acciones, actividades desarrolladas y porcentaje de avance en los indicadores de medio y de resultado.

El plazo máximo de cumplimiento del acuerdo será hasta el 31 de diciembre de 2022. No obstante, la Superservicios podrá evaluar la necesidad de prorrogarlo, dependiendo del cumplimiento de compromisos y el desempeño del prestador.

Este acuerdo podrá terminarse por el cumplimiento total de las metas a cargo de Codensa, cuando se evidencie que el prestador ha incumplido en tres de los cinco indicadores de resultado en un periodo de evaluación; o por caso fortuito o fuerza mayor que impidan continuar con la ejecución del acuerdo.