90% de turistas buscan playa, brisa y mar

La variedad de culturas, actividades, gastronomía y comercio que  ofrece Colombia a lo largo y ancho de su territorio le permite convertirse en uno de los países que, por excelencia, ofrecen el mejor turismo a nivel mundial, siendo los destinos de playa, brisa y mar los más apetecidos por los visitantes.

EL NUEVO SIGLO recopiló los destinos que más gustan a los turistas nacionales y extranjeros a través de un sondeo realizado a diferentes agencias de viajes del país. De esas consultas queda claro que el 90 por ciento de los visitantes prefieren ir a la playa, siendo San Andrés el mejor destino para vacacionar, seguido de Cartagena y Santa Marta.

Asimismo, es evidente que Colombia es catalogada a nivel mundial como un buen centro de negocios. Medellín, Cartagena y Bogotá, en su orden, se convierten en las ciudades que más opciones tienen para realizar congresos y convenciones de talla internacional.

Además de playas y negocios, el país se destaca en la región por la gran cantidad de festividades durante todo el año. Es así, como en medio de tradiciones, folklore, danza y música, miles de turistas hacen de Colombia el refugio para acabar con las tensiones de la cotidianeidad.

Según los empresarios del sector, los feriados en el país representan el casi 100 por ciento del interés de las personas por venir a Colombia. Se destacan eventos como el Festival de Negros y Blancos, en Pasto; el Carnaval de Barranquilla, la Feria de las Flores, en Medellín, y el Festival Iberoamericano de Teatro en Bogotá.

A broncearse

Los destinos de sol y playa continúan siendo los preferidos tanto para el turista colombiano como para el extranjero. Playas como la de Barú y las Islas del Rosario en Cartagena, Playa Blanca, El Acuario y el Parque Tayrona en Santa Marta, así como de San Andrés Islas son las primeras opciones de la lista.

Según las consultas realizadas por EL NUEVO SIGLO a las agencias de viajes, la gran mayoría de los visitantes prefiere a San Andrés como el destino para vacacionar. El maravilloso paisaje, sus playas de fina arena blanca y sus aguas cristalinas hacen del archipiélago la mejor estadía.

Asimismo, los turistas califican como excelente la cordialidad de los sanandresanos; servicio, diversas procedencias, ambiente alegre y calidez, se suman al clima natural de la isla colombiana.

En segundo lugar se sitúa a Cartagena como el sitio predilecto para los turistas, principalmente internacionales. Además de sus playas y las fantásticas actividades en las Islas del Rosario, la ciudad amurallada es escogida por su historia, cultura y centro de congresos y convenciones.

Las calles de Cartagena ofrecen al turista un ambiente sereno, es así como   Bocagrande, la Calle del Arsenal y el Centro Amurallado se convierten en las zonas más frecuentadas, con distintos planes de vida nocturna, como la rumba en discotecas, bebidas exóticas, casinos, caminatas, o las famosas carrozas en el Centro Histórico.

Por otra parte, las agencias de viajes reportan que el Tayrona es el parque con mayor concentración de visitantes extranjeros. En medio de la naturaleza, el variado ecosistema, diversidad de flora y fauna y un recuerdo a nuestros ancestros, los turistas disfrutan de un ambiente agradable, tranquilo e inimaginable.

Además, el apoyo de grandes empresas de viajes y hoteleras, y el fondo de promoción turística del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo ha incrementado el número de visitantes que actualmente llega por vía aérea y terrestre a este histórico lugar.

Mar adentro

Aunque la Costa Norte de Colombia ha sido por excelencia y tradición el sitio vacacional más visitado, el país ofrece diferentes alternativas de sol y playa en otras regiones. La zona Pacífica se perfila como la próxima líder en el turismo vacacional.

Chocó, la selva de los dos mares presenta una variada oferta turística. Bahía Solano fue escogida por los turistas como la selva donde la mente se transporta dejando de lado el ruido y la contaminación de las grandes ciudades.

Además, es un lugar que aunque poco conocido presenta un ambiente tropical húmedo, con biodiversidad de aves y ballenas, y con diversas actividades deportivas y ecológicas como el buceo, la pesca artesanal y caminatas.

De otro lado encontramos las playas de Tumaco, además de ser consideradas por los empresarios y agencias como uno de los lugares más económicos y lleno de festividades, el litoral nariñense se caracterizan por sus costas exuberantes llenas de grandes manglares, estuarios y cuerpos de ébano.

Las extensas playas están rodeadas por modernos hoteles y cabañas que acogen al turista para disfrutar de un ambiente de currulao, ritmos nocturnos en la conocida Bocagrande y una variada gastronomía. Para quienes gustan del deporte, Tumaco también ofrece alternativas pedagógicas con exigente condición física.

Boyacá

Más de 100 años de historia, pintorescos paisajes y calidad humana caracterizan al departamento de Boyacá, un lugar con múltiples actividades turísticas y sitios por conocer, que cada vez toma más relevancia en las decisiones vacacionales.

Según el sondeo con las agencias de viaje, un buen porcentaje de los colombianos se toman por lo menos un fin de semana al año para visitar los pueblos boyacenses. Como primera opción está Tunja, la capital, una ciudad ancestral caracterizada por su privilegia posición y su historia de indios zaque que dejaron plasmada su civilización en las grandes catedrales y lugares precisos para todo tipo de eventos.

Además, el puente de Boyacá representa la historia del país. La industria del turismo y el Estado se han unido para fortalecer la vocación que en materia de atractivo para visitantes existe en el departamento.

Otros pueblos que por excelencia acogen en mayor número de visitantes nacionales y extranjeros son Paipa y Villa de Leyva. El primero, caracterizado por su clima frío y la opción de aguas termales, se convierte en una opción diferente y una experiencia única para los visitantes.

Por su parte, Villa de Leyva ha sido escogida por los promotores como el centro del deporte extremo; caminatas ecológicas, camping, escalada y parapente son algunas de las actividades que, mezcladas con la excelente gastronomía, hacen del lugar el mejor para distintos perfiles de visitantes, en especial aventureros.  

El Departamento se distingue, además, por la cantidad de festividades que al año ofrece: Festival de Vientos y Cometas, y de Luces en Villa de Leyva, Festival de Bandas en Paipa, Aguinaldos Boyacenses, Festival Internacional de la Cultura y las tradicionales fiestas de pueblo, son algunas de esas.

Antioquia, flores y negocios

La capital antioqueña además de ofrecer actividades y sitios turísticos típicos de la región como el Pueblito Paisa, el río, el Parque de los Pies Descalzos, la Plaza de Botero, entre otros, es escogida por los expertos viajeros como un muy buen lugar para hacer negocios.

Este otro tipo de turismo ha cobrado mucha importancia en los últimos años gracias a los grandes espacios para la realización de congresos y convenciones. El centro de eventos Plaza Mayor es el que congrega el mayor número de eventos en el país.

Más allá de los negocios, Antioquia presta un sinnúmero de actividades culturales y nocturnas. Un recorrido para visitar los lugares de mayor atracción comercial en las ciudades aprovechando la amplia oferta de moda, diseño, telas, calzado y los muy reconocidos outlets.

Otra forma de vivir Medellín en su tradicional Feria de las Flores, un evento que año tras año deja ver la imaginación y el talento de miles de artesanos que pretender buscar nuevas opciones de comercio, cultura y biodiversidad, a través de lo que es su modo de vida.

Para los agentes de viajes es importante que la gente conozca más de lo que ofrece Colombia y sus diferentes regiones, no sólo porque compromete a los viajeros a vivir nuevas estadías sino porque, además, representa un aporte al desarrollo económico del país.

Potencial bogotano

Más allá de brindar actividades recreativas, culturales e históricas, Bogotá es la capital por excelencia gracias a la diversidad de sus habitantes, el sinnúmero de calles por recorrer y lo que bien o mal se ha convertido en el diario vivir de los capitalinos: el tráfico.

Pese a las múltiples críticas que recibe la ciudad por la falta de espacio y transporte público, y el constante aumento de habitantes, nunca dejará de ser, según los expertos, en el sitio predilecto para miles de turistas, principalmente internacionales.

De acuerdo con el sondeo a las agencias de viajes, el 96 por ciento de los extranjeros llegan a Bogotá. Aunque su estadía puede llegar a ser muy corta, siempre buscan un espacio agradable para compartir y para conocer más de cerca la oferta gastronómica y variada de la Capital.

Puntos importantes como la Zona T, el Parque de la 93, La Candelaria y la Casa de Nariño han sido considerados por los visitantes y por los bogotanos como los lugares que no pueden dejarse pasar.

Asimismo, un centro histórico y de desarrollo económico que, pese a no estar dentro de los límites de la ciudad se relaciona con las visitas a la capital, es la Catedral de Sal de Zipaquirá. Esta, además de permitir conocer más de cerca la actividad de los mineros, se ha convertido, gracias a los esfuerzos de su administración, en un centro recreativo, religioso y cultural.

También, los voceros de las agencias consideran que la gran importancia de Bogotá como centro turístico por excelencia se le debe a su cercanía con pueblos como Chía, Cota, Facatativá y Mosquera, entre otros, que hacen de la visita un encuentro con la cultura “rola”.

Vía tierra

Indagadas sobre cuál es el medio de transporte que más utilizan los turistas, las agencias de viajes indicaron que un porcentaje viaja por el aire pero hay grandes apuesta del transporte terrestre en materia turística.

Bajos costos y la posibilidad de conocer más lugares en un solo viaje son las preferencias de los usuarios de las carreteras que, aunque por muchos años estuvieron afectadas por falta de seguridad, desde hace unos años se perfilan como la opción más económica del mercado colombiano.

Un recorrido a la Costa Norte, por ejemplo, incluye a Cartagena, Santa Marta y Barranquilla, una semana de recreación, cultura, playa, brisa y mar a precio razonables para aquellos que prefieren no volar.

De acuerdo con los mayoristas, actualmente son pocos lo que ofrecen estos paquetes turísticos; sin embargo, sigue siendo una opción vacacional para miles de colombianos, siendo el Eje Cafetero y la Costa norte las más apetecidas por los aventureros.