Plantón de desmanes y bloqueos

Foto Mariano Vimos- El Nuevo Siglo

Los anunciados plantones frente a la sede de la negociación del salario mínimo y en el Centro de Memoria Histórica terminaron en desmanes, bloqueos y una ciudad con su movilidad de nuevo colapsada.

Frente a la Universidad Nacional se volvieron a presentar enfrentamientos entre encapuchados y el Esmad, por lo que varias estaciones de Transmilenio debieron ser cerradas.

A través de las redes sociales, los usuarios del sistema masivo de transporte de Bogotá reportaron traumatismos en la operación, a la vez que los monumentales trancones dificultaron el regreso a casa de miles de capitalinos.

La empresa Transmilenio informó que a causa de las movilizaciones se debió sacar temporalmente de funcionamiento algunas de las estaciones en las diferentes troncales.

De acuerdo con la información oficial, una de las troncales más afectadas fue la de la Avenida Norte Quito Sur, donde los manifestantes bloquearon la estación de la Universidad Nacional, obligando a que los articulados que se desplazaban en sentido Norte - Sur tuvieran que hacer el retorno en la estación Simón Bolívar. De igual modo, los articulados que se desplazaban en sentido Sur - Norte, lo debieron hacer en la estación CAD.

En la estación del Centro de Memoria Histórica, sobre la troncal de la Calle 26, se presentó funcionamiento intermitente debido al paso de manifestantes. Situación similar en inmediaciones de la estación del Virrey, sentido Sur - Norte, donde el paso de manifestantes también generó traumatismos y en la circulación normal de los vehículos que se desplazan a través de la calzada mixta.

Debido a afectaciones en los otros corredores viales, arterias como la Avenida Suba y la Calle 80 también colapsaron.

El secretario de Movilidad de la ciudad, Juan Pablo Bocarejo, lamentó que por los bloqueos se vean afectados cientos de miles de ciudadanos. “Unos pocos afectando a millones. Necesitamos un equilibrio en la protesta. Afectan toda la NQS, los habitantes de Suba, Kennedy, Bosa y Soacha”, escribió en su cuenta de Twitter.

En un comunicado, la Policía Metropolitana de la ciudad informó que “el bloqueo de manifestantes por una hora a la altura de la Carrera 30 con Calle 45 colapsó la movilidad, incluso el Transmilenio, con perjuicio a los demás ciudadanos, fue necesaria la intervención del Esmad para garantizar la movilidad. No hay personas capturadas ni conducidas”.

El domingo pasado se realizaron nuevas manifestaciones en el país, las cuales transcurrieron en total calma. Se trató de una movilización convocada por algunos artistas, quienes se desplazaron, en un concierto, desde el Planetario Distrital hacia el norte, mientras que en otros puntos de la ciudad, como el parque de los Hippies, hubo algunas presentaciones.

Así mismo, el pasado miércoles se adelantó el tercer “paro nacional”, en medio de una seguidilla de movilizaciones callejeras que sacuden al país desde hace 21 días.

Los líderes de las marchas pretenden aumentar la presión contra el Presidente de la República para que haya diálogo directo. Aunque para ayer no estaban previstas movilizaciones, sí se llevaron a cabo plantones que terminaron en desmanes.

Los promotores presentaron al presidente Iván Duque 13 pedidos que incluyen desde el retiro de una reforma tributaria en trámite en el Congreso, hasta el cumplimiento cabal del acuerdo de paz con la exguerrilla Farc, es por ello que en la pasada reunión dentro de la “Conversación Nacional”, les hicieron un llamado a que presentaran propuestas concretas.

Para ayer estaba previsto que los organizadores del paro entregaran al Gobierno esas peticiones en concreto, con el fin de que hoy se lleve a cabo una nueva reunión con los delegados del Ejecutivo, Diego Molano y Angelino Garzón, y empezar a analizarlas.

Se espera que sea un documento que desglose los ejes de negociación, con base en los 13 puntos del pliego de peticiones.

El domingo el presidente Duque, durante la Cumbre de Diálogo Social, aseguró que los sectores también deben reconocer que el Gobierno ha dado pasos importantes para conjurar el pliego de peticiones y defendió al Esmad como una fuerza necesaria para proteger los bienes de los colombianos.

Duque dijo que durante su Gobierno “hemos querido llegar con 41 talleres Construyendo País, a los territorios. Y en múltiples visitas a los territorios, escuchar a distintos grupos. Hemos tratado de superar el ámbito promesero de otras épocas, donde se firmaban acuerdos para conjurar crisis, pero sin la capacidad de hacer posibles esos compromisos. Es preferible asumir costos políticos, pero caer siempre en las soluciones en la medida de lo que es realizable”.