¿Cómo impactará la tributaria el consumo en 2020?

Foto archivo
Medidas como los impuestos a los dividendos y la devolución del IVA para las personas de más bajos ingresos podrían tener incidencia

____________

El próximo año sería positivo para el gasto en los hogares, como lo ha sido 2019. Así lo manifestó Camilo Herrera, presidente de Raddar, quien indicó que este aspecto fue determinante para el crecimiento de la economía durante el año que está por terminar.

“Siempre que uno predice el futuro cae en la trampa de suponer cosas y ese supuesto parte de que uno no conoce toda la información. Suponiendo que no hay grandes cambios, 2020 va a ser otro gran año para el gasto de los hogares y siga siendo el motor de la economía. ¿Por qué? van a seguir llegando venezolanos, aunque ya no con la magnitud de antes. Dos, el aumento que decretó el gobierno para 2020 del 6% va a hacer que la demanda crezca de una manera importante. Inclusive, con alguna presión sobre la inflación, pero no creo que sea importante o significativa. Una de las cosas que demostró el aumento salarial de 2019 es que no necesariamente causa un fenómeno de inflación. También hay que recordar que el aumento del 6% del salario mínimo signifique que todos los salarios vayan a aumentar un 6%. Lo que vimos en 2019 es que el aumento para el mínimo fue del 6%, pero el aumento total de los salarios estuvo por el orden de 4,3%, 4,5%”, expresó.

En relación sobre cómo las medidas de la reforma tributaria, recientemente aprobada por el Congreso de la República, podrían tener un impacto en el gasto, señaló que algunas como los impuestos a los dividendos y la devolución del IVA para las personas de más bajos ingresos podrían tener incidencia.

“Cuando uno analiza la reforma tributaria o ley de crecimiento tiene varios componentes. Uno, retención en la fuente. Se redefinen bien los pisos de quienes tienen que declarar renta y cuánto es el monto de la retención. Eso de alguna manera quita plata y capacidad de compra, pero le da plata al gobierno para que pueda hacer otros gastos. Entonces vamos a tener un pequeño freno en los gastos de ese lado. Dos, la gente de menores ingresos va a tener esta devolución del IVA, que va a permitir que estas personas tengan un ingreso adicional que le permita hacer más gastos. A nivel de impuestos de consumo, se consolida el impuesto a las gaseosas que en 2019 lo que demostró es que básicamente es un mecanismo de recaudación tributaria. No reduce el consumo de las gaseosas ni de las cervezas. El mayor consumo de las bebidas gaseosas o que contienen endulzantes no hace que la gente deje de tomarlas. A nivel de los ‘superricos’, por llamarlo así, comienzan a declarar el impuesto sobre dividendos, lo cual es una actualización importante de la normatividad tributaria en Colombia. El impuesto a los dividendos despareció en Colombia en los 80”, afirmó.

“Entonces a nivel de clase de muy alta voy a tener el impuesto sobre dividendos, que seguramente no les va a afectar en su consumo. En la clase media voy a tener un impacto fuerte por el aumento de las retenciones de retefuente por los cambios de la base, que no son demasiado grandes, pero va a haber un impacto. Y voy a tener un impacto positivo en la base de la pirámide por la plata del IVA junto al 6% del ingreso o 4% dependiendo como aumenten los salarios en las empresas. Termina siendo entonces un impacto más positivo que negativo. Lo que le permite al gobierno tener mayor recaudo, un mejor sistema de información de cómo va la economía y poder redistribuir de forma mucho más eficiente los recursos fiscales hacia la población que más lo necesita”, remarcó.

 

Gasto y consumo en 2019

De acuerdo con Herrera, el crecimiento del gasto en los hogares será cercano al 4,5% este año. “El crecimiento del gasto de los hogares en las métricas del DANE va a estar cercano al 4,5%, 4,7% cuando las cifras se publiquen allá en marzo del próximo año y el PIB va a estar creciendo al 3,2%, 3,3%. El gran crecimiento de la demanda interna hizo que la economía funcionara”, manifestó.

Según el experto, más o menos este año una persona que vive en Colombia compró de “cuatro a cinco cosas más que el año pasado en promedio. Que la gente esté gastando más es bueno porque en la medida en que gaste más significa que está pudiendo satisfacer de mejor manera sus necesidades”.

Señaló que hubo tres fenómenos que explican el crecimiento del gasto este año: el aumento de salarios, la inmigración venezolana y mayor crédito. “El primero es el aumento de salarios. Al igual que para 2020 el aumento de salario mínimo es importante y eso jala la demanda. Si la gente tiene más plata obviamente va a gastar más. Dos, la llegada de los venezolanos. El hecho de que haya dos millones o un millón y medio de personas más hace que haya que vender, por ejemplo, un millón y medio más de litros de leche más. Eso mueve el mercado de una manera importante. Y tercero una alta colocación de crédito. Esos tres fenómenos sumados a otro adicional, que es la llegada de remesas, que es cada vez más importante en la economía, hace que haya mucho dinero en los hogares y que haya mucha posibilidad de comprar cosas en el mercado”, expresó.

Esta dinámica, de acuerdo con el presidente de Raddar, también estuvo acompañada por cambios en el consumo. “La dinámica de gasto no viene solo por un terreno positivo, sino que la gente está cambiando sus comportamientos de compra. La gente que usted conoce hace cinco años no compraba en Rappi. Este año seguramente lo hizo. Hace cinco años no compraba en D1 este año seguramente lo hizo. Hace cinco años no pensaba andar en patineta y este año alguien seguramente lo hizo. Que la gente tenga más plata y que tenga más opciones y canales de compra hace que el consumo cambie”, sostuvo.