Comité de Paro presenta este martes ejes de la negociación

Foto cortesía Presidencia

Un documento que desglose los ejes de negociación, con base en los 13 puntos del pliego de peticiones, le presentará hoy al Gobierno el Comité Nacional de Paro.

Para mañana está previsto que la delegación del Gobierno, liderada por Diego Molano, director del Departamento Administrativo de Presidencia (Dapre), y Angelino Garzón, embajador de Colombia en Costa Rica, volverá reunirse con el Comité, que aglutina a los sectores sociales y políticos que convocaron la movilización que arrancó el 21 de noviembre.

El 26 de noviembre (un martes, después de que el Gobierno iniciara la “Conversación Nacional” el viernes anterior con los alcaldes y gobernadores electos), el Comité llevó su pliego de 13 puntos que, como lo ha publicado EL NUEVO SIGLO, incluye cosas como la derogación del decreto 2111 del 24 de noviembre de 2019 que crea el holding financiero, el desmonte del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) y la depuración de la Policía Nacional.

Ayer el presidente Iván Duque, durante la Cumbre de Diálogo Social, aseguró que los sectores también deben reconocer que el Gobierno ha dado pasos importantes para conjurar el pliego de peticiones y defendió al Esmad como una fuerza necesaria para proteger los bienes de los colombianos.

Duque aseguró que durante su Gobierno “hemos querido llegar con 41 Talleres Construyendo País, a los territorios. Y en múltiples visitas a los territorios, escuchar a distintos grupos. Hemos tratado de superar el ámbito promesero de otras épocas, donde se firmaban acuerdos para conjurar crisis, pero sin la capacidad de hacer posibles esos compromisos. Es preferible asumir costos políticos, pero caer siempre en las soluciones en la medida de lo que es realizable”.

Según el mandatario, “todos los que están alrededor de esta mesa, absolutamente todos, tienen ese gran propósito como colombianos. Aquí no se trata de conjurar un tema transitorio, si no se trata de superar los ‘ismos’, que tanto daño le han hecho la política colombiana. En cuál ‘ismo’ se ubica el uno, en cuál ‘ismo’ se ubica el otro. No. Aquí de lo que se trata es de construir colectivamente, con derechos y con deberes”.

Así mismo hizo un llamado para que como se reclaman derechos “los deberes también son parte de la discusión de la ciudadanía de hoy. No se puede exigir el cumplimiento de un derecho, pasando por encima de los derechos de los demás. Mucho más cuando existen antecedentes, precedentes y ejecutorias, producto de la conversación con distintos grupos. Pueden tener ustedes la certeza, que, como Gobierno nacional, estos espacios no solamente se valoran, sino que llegamos a ellos con espíritu constructivo”.

El mandatario sostuvo que en Colombia no se puede desconocer la protesta pacífica como derecho, pero así como muchos se expresan pacíficamente “hemos visto expresiones crueles demenciales, insensibles de violencia. Que haya vándalos que pretendan afectar el transporte público a los más humildes destruyendo 40 estaciones de Transmilenio en Bogotá es algo que todos debemos rechazar, porque esas personas quisieron usurpar expresiones pacíficas para convertirlas en el caldo de cultivo de su violencia y frente a esas expresiones debe estar siempre la mano implacable del estado seguridad y justicia porque nadie puede quitarle el derecho a movilizarse”.

El presidente Duque aseguró que los promotores del paro no puede exigir el desmonte del Esmad: “Son más de 100 países los que tienen este tipo de escuadrones ¿Por qué los tienen? ¿Por represión? ¿Por atentar contra la ciudadanía? En serio, ¿alguien puede pensar que esa es la razón por la cual existen esos escuadrones? La razón por la que existen es para tener fuerzas especializadas con tácticas y estrategias que permitan ver la vida obra, honra, bienes, derechos y libertades de muchos ciudadanos”.

El jefe de Estado consideró que en el mundo existe una historia trágica “donde los disturbios se enfrentaban con fuerzas convencionales y esto dejaba heridas terribles porque no se tenía la preparación. La adopción de esos escuadrones ha reducido los incidentes fatales y yo creo que a todos nos duelen. Lo cierto es que las investigaciones se realicen todo el rigor pero de ahí a llamar una fuerza asesina a todos nos conviene hacer la reflexión porque no es justo sino también no es apegado a la realidad”.