IDEAS DE JÓVENES NO ENCUENTRAN RESPALDO
Trabas a empresarios frenan emprendimiento

Foto archivo

A pesar de que en el país se ha presentado una dinámica emprendedora con relativo crecimiento en los últimos 15 años, aún falta empoderar a los jóvenes en esta cultura, revela un informe de la Dirección de Emprendimiento de la Universidad Antonio Nariño, UAN.

Según los datos del Global Entrepreneurship Monitor (GEM) la decisión de hacer empresa ha presentado una tendencia a la baja entre los años 2014 y 2016, pasando de una aceptación de 71% a 65%, respectivamente, entre los jóvenes universitarios.

Para Claudia Milena Hoyos, jefa de la Unidad de Promoción al Emprendimiento de la Universidad Antonio Nariño, “aunque Colombia cuenta con un sólido sistema en el que intervienen varios actores y que dinamiza la cadena de valor del emprendimiento –preincubación, incubación y aceleración de las ideas de negocio–, las cifras siguen mostrando un panorama desalentador”.

 

No se forman emprendedores

Un estudio reciente de la Asociación de Emprendedores de Colombia, ASEC, evidenció que el 56% de los colombianos manifiesta que las universidades no están formando emprendedores, lo que invita a las Instituciones de Educación Superior a mejorar esta percepción y a motivar a sus estudiantes a que creen ideas innovadoras de negocio que les permita, además, responder a los altos índices de desempleo juvenil, que actualmente superan el 16% en Colombia, según cifras del trimestre julio – septiembre del DANE.

“Elementos como los bajos niveles de innovación, la falta de mercado, el poco dinero en efectivo, la relación precios/costos y productos pobres, entre otros, hacen que los emprendimientos no sean competitivos y fracasen en muy corto plazo”, añade Hoyos.

Estas características –comenta la experta– también son comunes en Latinoamérica, donde las debilidades de capital humano emprendedor, plataforma de CTI, estructura empresarial, capital social y financiamiento son muy similares en los diferentes países, y hacen que se tengan rezagos en comparación con otras naciones que son potencia.

Otras cifras evidencian que el panorama que enfrenta un emprendedor en Colombia no es fácil. Prueba de esto, es que las empresas que emprenden en el país, el primer año subsisten 55% de ellas, el segundo el 41% y el tercero el 31%.

“Según el GEM, solo el 6% de las nuevas empresas resisten más de 3 años y medio en Colombia. Con este panorama ¿Con qué seguridad se anima un recién graduado a emprender?”.

 

Dificultades

De acuerdo al informe, los principales obstáculos que enfrentan los jóvenes que quieren emprender en el país, están relacionados con la falta de educación en emprendimiento, los altos impuestos y los escasos recursos para iniciar un proyecto.

En cuanto al financiamiento, las cifras no muestran un mejor escenario. El 17% de los empresarios arranca con recursos propios, 13% con deuda y 7% con capital semilla. Solo el 3% utilizan los recursos públicos disponibles, 3% ángeles inversionistas y 0,5% capital de riesgo, mostrando así un ecosistema débil, pues aunque se cuenta con muchos emprendedores, no se presentan buenos números en cuanto a la utilización y acceso a esos recursos.

El informe, que también consultó y contrastó datos de la ASEC, asegura que el 56% de los colombianos cree que en las IES no se brinda suficiente formación en emprendimiento.

“Las universidades actualmente se han volcado a prestar los servicios de emprendimiento, pero lo hacen a los niveles de generación de la cultura emprendedora y no cuentan con programas estructurados que permitan generar trazabilidad en los emprendedores y sus ideas de negocio”, explica Hoyos.

Otra dificultad es la legalidad, y su forma de concebirla, ya que muchos de los emprendedores a la hora de levantar su empresa no tienen el conocimiento de cómo hacerlo formal y jurídicamente.