Isla Ají, en Buenaventura, ahora es un área protegida

/CVC

24.600 hectáreas serán protegidas a raíz de la aprobación, por parte del consejo directivo de la CVC, de la declaratoria del Distrito Regional de Manejo Integrado Isla Ají. El acuerdo de la máxima instancia de la autoridad ambiental protegerá ecosistemas de manglar, guandales, naidizal, bosque húmedo, estuarios (bocanas, pozas y esteros), ríos y lagunas, además, permitirá que se siga dando la anidación de tortugas marinas, el paso migratorio de la ballena jorobada, la llegada de aves migratorias, la reproducción de aves marinas, de felinos como el margay y el mantenimiento de las poblaciones de la babilla tulicio.

Isla Ají está ubicada en el corregimiento de Puerto Merizalde, cuenca Naya, en el Distrito de Buenaventura. Para llegar a ella, hay que hacer un recorrido en lancha de aproximadamente 2 horas desde Buenaventura. Este sector contiene 7 veredas, además de 2 predios de propiedad de comunidades indígenas. Estas comunidades y las afrodescendientes se componen de 1.291 familias que también serán beneficiadas, pues parte de su seguridad alimentaria está basada en la pesca ancestral y, precisamente, la nueva área protegida busca resguardar diversas especies de peces, además de cangrejos y piangua.

“Desde el año 2015, se inició el proceso de declaratoria como área protegida liderada por las comunidades negras, con el apoyo de la CVC, el Sistema Departamental de Áreas Protegidas de Valle y la WCS. Dicho proceso pasó por fases como la preparación, aprestamiento y levantamiento de información, formulación y finalmente, la declaratoria en este día. Esta zona del Naya es ambientalmente estratégica no solo para nosotros, sino para el país y el mundo, y protegerla es un deber. Quiero anunciar que este tipo de declaratorias continuarán y la meta es cerrar el año 2023 con un total de 53.000 hectáreas protegidas adicionales a las existentes. Actualmente, el Valle del Cauca es uno de los departamentos que más áreas protegidas tiene, con un total de 627 mil hectáreas”, expresó Marco Antonio Suárez Gutiérrez, director de la CVC.

El Instituto de Investigaciones Ambientales del Pacífico, IIAP, conceptuó favorablemente la propuesta de declaratoria del área protegida, considerando que cumple con los aspectos técnicos y está enmarcada dentro de la normativa ambiental. Vale la pena destacar que en esta zona se asienta el Consejo Comunitario de la Comunidad Negra del río Naya.

“Este es un día histórico para Colombia y para el Valle del Cauca, es la primera declaratoria de un área protegida después de los compromisos de Colombia en la cumbre de Cambio Climático en Glasgow Escocía, esto demuestra el interés de nuestro país por aportarle a la conservación, por eso reconozco el liderazgo de la CVC y el Valle del Cauca en sacar adelante este tipo de declaratorias”, afirmó Carlos Eduardo Correa, ministro de Ambiente.


Le puede interesar: “Reciclave Bogotá”, iniciativa para la recolección de residuos


El área protegida de Isla Ají es un viejo sueño de hace más de 20 años que se realiza y en esta administración de la CVC se ha logrado a través de muchos funcionarios, del consejo comunitario, y de otros actores y colaboradores. Ese sueño de declarar un área que incluye una zona marino costera, una zona de manglares y otros ecosistemas estratégicos para el Pacífico vallecaucano es de gran importancia, por los servicios ecosistémicos que prestan.

“Estamos orgullosos de esta declaratoria, demostramos de nuevo el liderazgo del Valle, somos el departamento que más áreas protegidas tiene con 218 y seguimos demostrando que es posible promover el desarrollo sostenible”, puntualizó Clara Luz Roldán, gobernadora del Valle.

Fue el consejo comunitario quien le solicitó a la CVC que se hiciera la declaratoria, las comunidades han participado de manera activa en todas las actividades, están informadas y a la expectativa de los proyectos que vengan con la implementación del plan de manejo, que es la etapa que viene.

La zonificación de Isla ají se estructuró para dedicar 4.420,5 hectáreas a la preservación, 1.318,1 a la restauración, 3.320,6 al uso sostenible terrestre, 14.967,3 al uso sostenible marino y 573,4 al uso del público en general.

La riqueza de Isla Ají

La nueva área protegida está ubicada en la zona rural del Distrito de Buenaventura, y tiene un área de 24.600 hectáreas entre zonas marítimas y terrestres.

111 especies de plantas, 6 de ellas endémicas, 4 especies de elasmobranquios como tiburones y rayas, una de las cuales aparecen en el Libro Rojo de especies amenazadas, hacen parte del inventario de la nueva área protegida.

También hay 54 especies de peces óseos, 37 especies de invertebrados marinos, 13 especies de anfibios, 17 especies de reptiles, 122 especies de aves, 24 de especies de mamíferos pequeños y 18 especies de mamíferos medianos y grandes.