Madrid, nueva estación de los inéditos y clásicos lienzos de Botero

Foto Centro Centro

La voluminosidad, sensualidad y el color característicos en cada pincelazo de Fernando Botero están de vuelta con su nueva exposición pictórica, la cual viene con un nuevo aire en su toque clásico, acogida por Madrid, una de las muestras más completas de los últimos tiempos en la que los espectadores podrán hacer un recorrido por más de seis décadas de su trayectoria artística.

“Botero. 60 años de pintura”, así se titula esta exposición compuesta por 67 de sus obras más importantes, con las que el artista colombiano aborda algunos de los temas más recurrentes de su trabajo.

Desde esta semana se abrieron las puertas de esta muestra, que deja conocer el universo de uno de los pintores más importantes del arte contemporáneo. Conozca este robusto mundo de Botero, que se podrá ver hasta el 7 de febrero del 2021.

Nueva mirada al universo Botero

Renovado, así regresó el maestro Botero a su estudio para sorprender a su público, que desde que el país y el mundo entero entró en cuarentena por la pandemia del Covid-19 en marzo, sus jornadas de pintura se expendieron y con ellas su repertorio de obras, con las que continúa dejando en la historia un semblante con su particular estilo para abordar nuevas reflexiones sobre la sociedad, además de hacer un homenaje y sus propias versiones de otros tesoros de la historia del arte.

“La muestra, la más extensa hasta la fecha en España, será una ocasión única dado que la selección ha sido aprobada por el propio maestro, quien invita a contemplar su obra a través de sus ojos, como si fuera un Museo “imaginario” de Botero”, menciona en su página web Centro Centro, el lugar que acogerá la exposición.

Esta exhibición cuenta con la curaduría de Lina Botero, su hija, y Cristina Carrillo de Albornoz, además de la producción de Arthemisia y el respaldo del Ayuntamiento de Madrid.

Albornoz, además del trabajo de Lina, también ha sido una ficha clave en esta exhibición dada su trayectoria y experiencia en el mundo del arte internacional, pues la exdiplomática de Naciones Unidas, desde hace 25 años se desempeña como curadora de arte independiente en los museos más prestigiosos del mundo.

La mano de esta figura en la industria del arte ha estado en el Museo Hermitage de San Petersburgo, La Galería Nacional (Nationalgalerie) de Berlín, el Museo Reina Sofía de Madrid,  la colección Berardo en Portugal, la Fundación del Nobel de la Paz en Oslo, o el Centro Borges en Argentina. Asimismo, ha colaborado con galerías internacionales como la White Cube o la Marlborough.

Además, Cristina también es crítica de arte y autora de 12 libros publicados por editoriales como Assouline, Rizzoli, o Thames & Hudson y sus escritos han sido difundidos en The Art Newspaper, The Observer, La República, El País, ABC, El Mundo, las revistas Vogue, Beaux Arts, Forbes, entre otras.

Siete secciones

Según Centro Centro, dentro de la muestra los visitantes se encontrarán con siete secciones que abordan algunos temas fundamentales: el primero se trata de “América Latina”, el cual el maestro Botero lo ha incluido en su trabajo la mayor parte de su carrera; estarán las “Versiones” en la cual están las piezas en las que el artista hace un análisis de otras obras maestras de la historia del arte, como “Las meninas”, la icónica pintura de un referente del Siglo de Oro español, Diego Velázquez; y también se verá “Naturalezas muertas”, uno de sus temas pictóricos favoritos.

Otros temas que se verán son los de la “Religión”, el “Circo” y “La corrida”, “tres contenidos universales de la pintura de los que realiza lecturas completamente originales y que le atraen fundamentalmente por su fuerza pictórica y porque le ofrecen infinitos retos y posibilidades plásticas como experimentar con la técnica, la composición, la sensualidad, la forma, el volumen y el color”, señala el centro cultural.

Por último, está la sección “Acuarelas sobre lienzo”, en la que se conocerá una serie de obra inéditas y más recientes del artista, pues durante la pandemia Botero ha tenido la oportunidad de enriquecer su trabajo volviendo a sus inicios, las acuarelas.

“La gran diferencia en esta última serie de acuarelas radica en que Botero las realiza en un gran formato y no sobre papel como es habitual, sino sobre lienzo”, aclaró el Museo español.

Así mismo, la exposición destaca todas las influencias que tuvo el artista durante su vida artística, entre ellos resalta desde el Quattrocento italiano al bodegón holandés, o desde Velázquez, Goya y Durero a los muralistas mexicanos.

“La muestra ofrece una nueva visión de la obra de Botero, y nos remite a una reflexión sobre un estilo internacionalmente reconocido, distinguido por la exaltación del volumen, la opulencia de las formas opulentas, la explosión de color y sus composiciones impecables de una calma lírica emocionante. Un nuevo lenguaje radicalmente singular, inventado por el maestro, con el que no solo ha enriquecido sino revolucionado el arte moderno”.

Un grande del arte moderno

Nacido en Medellín a comienzos de los años 30, Botero es un pintor, escultor y dibujante, que durante su carrera se ha encargado de aportar al arte contemporáneo con su particular estilo, pues es recurrente ver en sus obras figuras robustas y generosas que a menudo representan la interpretación del artista tanto de la humanidad, los problemas sociales y la naturaleza, entre otros aspectos más. En pocas palabras su obra es su definición de la realidad.  

“Soy una protesta contra la pintura moderna y, sin embargo, utilizo lo que se oculta tras sus espaldas: el juego irónico con todo lo que es absolutamente conocido por todos. Pinto figurativo y realista, pero no en el sentido chato de la fidelidad a la naturaleza. Jamás doy una pincelada que no describa algo real: una boca, una colina, un cántaro, un árbol. Pero la que describo es una realidad encontrada por mí. Podría formularse de este modo: yo describo en una forma realista una realidad no realista”, dijo Botero, según investigaciones del Banco de la República.