Ligia Henao y su memoria del teatro colombiano

Foto cortesía

Una selección de piezas publicitarias que recogen un valioso fragmento de la historia del teatro en Colombia es la exposición “Ligia Henao: memoria gráfica del espectáculo en Colombia”, que se presenta en la Sala Fondo Antiguo de la Biblioteca Nacional.

En el mundo de la publicidad en el que vivió sus primeros años la diseñadora y publicista Ligia Henao, la ausencia de tecnología obligaba a trabajar con las manos y con la imaginación. Con pinceladas, dibujos y, más recientemente, con fotografías, Ligia Henao diseñó afiches, carteles, litografías, logotipos, boletas y folletos para el Teatro Nacional, el Teatro Libre, el Camarín del Carmen, entre otros teatros, grupos y festivales.

La exposición tuvo la curaduría del colectivo "Paraíso Bajo" y de acuerdo con éste,  "las piezas seleccionadas no sólo aluden a un momento específico del sector del espectáculo nacional; también corresponden a una faceta particular del trabajo de Ligia Henao como publicista y diseñadora. Una primera época en la que trabajó la imagen desde procesos principalmente análogos y desde unas maneras de proceder vinculadas al diseño gráfico y la publicidad en Colombia a finales de la década del setenta y principios de los ochenta".

En el año 2017, Ligia Henao entregó a la Biblioteca Nacional de Colombia, a manera de donación, cerca de cuatro mil piezas relacionadas con cuatrocientas ochenta y cinco obras de teatro, lo que constituye un fragmento significativo de la historia del espectáculo en Colombia. Según Henao, con su donación quería "ponerle techo a este sinnúmero de impresos, a este sinnúmero de imágenes que son la representación más clara del actor, del lugar, de un director".

La selección de piezas publicitarias y objetos que encontrará el visitante a esta exposición no solo recorre la historia del espectáculo en Colombia y algunos de sus principales nombres o espacios, sino que también explora en las técnicas, procesos y esfuerzos manuales de la publicidad, cuando las nuevas tecnologías no eran las protagonistas.

En esencia, concluye el colectivo Paraíso Bajo, "con esta exposición se pretende resaltar la importancia de una artista gráfica y publicista que trabajó incansablemente en un sector que durante muchos años no fue tomado en serio, al cual convirtió en su proyecto de vida y que hoy es un aporte trascendental para nuestra historia artística".