Radican proyecto de ley para acabar placas vehiculares municipales

Freepick

En la secretaría de la Cámara de Representantes fue radicado un proyecto de ley con el que se pretende eliminar el nombre del municipio en las placas de los automotores del país, y así evitar cualquier ‘discriminación’ de algunos compradores contra los propietarios de los vehículos al momento de la venta.

La iniciativa es liderada por el representante liberal del Putumayo, Carlos Adolfo Ardila Espinosa, quien afirmó a EL NUEVO SIGLO que con la propuesta se logrará evitar que le sea asignado un menor recaudo tributario a los municipios y distritos con menos de cien mil habitantes.

“La finalidad de este proyecto de ley es la de eliminar las distorsiones en el mercado de los vehículos que afectan a los propietarios, al igual que mejorar el recaudo de impuestos de rodamiento de los municipios pequeños del país, ya que lo que se presenta hoy es que el mercado termina castigando a diferentes vehículos por el origen de la placa o matrícula del vehículo”, aseguró el congresista.

Asimismo explicó que en la actualidad se genera un “incentivo para quienes matriculen sus vehículos en las ciudades capitales como Bogotá” pero estos vehículos se encuentran circulando en otros municipios de Colombia.

Por tal motivo eso termina afectando el recaudo de los municipios pequeños, ya que tienen más vehículos pero menos ingresos para financiar el buen mantenimiento a la malla vial, explicó el congresista.

Cabe recordar que desde inicios de los años 90, Colombia adoptó un sistema de placas que identifican el vehículo bajo el orden de tres letras, tres números y el municipio donde se inscribió el automotor. Pese a que este modelo resultó completamente efectivo, el financiamiento para la movilidad de algunas regiones se vio altamente afectado, por lo que esta iniciativa podría generar un cambio en la política actual.

“Un ejemplo es que usted tiene una placa de una ciudad que no sea Bogotá, podría ser Medellín, Cali, Barranquilla u otra y entonces, cuando la registra en estas ciudades, el vehículo pierde su valor. En una reunión que tuvimos, el sector nos comentó que para que no sucediera esta disminución, ellos venían hasta Bogotá para que el carro mantenga o supere su valor comercial”, recalcó.



Plazo

Por otra parte, se plantea una modificación a la Ley 769 de 2002 (Código de Tránsito y Transporte). Sería una adicción de un parágrafo en el artículo 43, donde se le determine un plazo de seis meses al Ministerio de Transporte para que cambie la ficha técnica de la placa única nacional y se contemple que se elimine el nombre del municipio en el que fue expedido.

“Lo importante son las letras y números de la placa. Usted puede volver a matricular su vehículo en otro municipio, pero la identificación de la matrícula se mantiene (…) No habrá motivo para que el ciudadano observe algún tipo de discriminación ni para que sientan que están perdiendo sus recursos si matriculan su automotor en donde realiza la mayor parte del rodamiento”, afirmó.

Al ser un proyecto que enfoca sus esfuerzos en los próximos vehículos que arribarán al territorio nacional, Ardila Espinosa asegura que no es necesario que los antiguos modelos de vehículos particulares, de servicio público, especiales y los clasificados como “antiguos o clásicos” tengan que volver a realizar la inscripción de su matrícula en las secretarías de movilidad.

“Este proyecto será dirigido a los nuevos vehículos que comiencen su circulación por el territorio nacional y beneficiará a un buen número de colombianos”, dijo.

Respecto a las observaciones que el Ministerio de Transporte pueda emitir a la proposición, el congresista liberal mostró su seguridad ante la pronta respuesta de la cartera liderada por Ángela María Orozco Gómez.

“Hemos venido dialogando con ellos, y esperamos contar con el acompañamiento del Ministerio a esta iniciativa que contempla mejorar la dinámica comercial de los vehículos y la optimización en el pago de impuestos”, puntualizó.