15 mil uniformados para logística de la posesión

Alex Londoño/ El Nuevo Siglo

Desde hoy y hasta el próximo domingo, en la ciudad de Bogotá habrá una amplia agenda de actividades políticas, culturales y deportivas que implicarán un extenso despliegue logístico, ideado por las secretarías de Gobierno, Seguridad, Movilidad, la Policía Metropolitana y el Idiger, entre otras carteras.

“El día sábado vamos a tener más de diez actividades con un aforo de 25 mil personas. En el Estadio El Campín habrá un partido de fútbol que contará con presencia de gestores y de policía, con el fin de generar acciones de convivencia y mejorar la gestión en vía. Y el día domingo, como todos lo sabemos, tendremos la posesión presidencial de Gustavo Petro, el cual tendrá una logística por parte de la Presidencia, por parte del operador logístico y por parte de la Policía, el Ejército y la Alcaldía Mayor de Bogotá, un operativo de más de 17 mil hombres y mujeres que estarán dispuestos y desplegados a lo largo de un polígono definido, con el fin de prestar todas las garantías de seguridad y convivencia a los cientos de miles de asistentes que estarán en la posesión”, explicó el secretario de Gobierno, Felipe Jiménez.

Esos 17 mil hombres y mujeres están desagregados de la siguiente manera: 15 mil miembros de la Fuerza Pública (cinco mil del Ejército y 10 mil de la Policía), y dos mil gestores de convivencia. A este respecto vale referir que al evento habrá un traslado de policías de diferentes partes del país, y la ciudad estará dividida en cuatro ejes principales, en los que se concentrarán 10 mil policías tales como el aeropuerto y los hoteles y lugares en donde estarán los invitados a la posesión.

Habrá también 30 delegaciones con esquemas de protección para garantizar su seguridad “y ya tenemos diseñadas siete rutas que conducen hacia la Plaza de Bolívar, la Cancillería, la Casa de Nariño para todas las comunidades y representantes de gobierno invitados, para que el ingreso no sea traumático y sobre todo para evitar cualquier evento que se pueda presentar en materia de desorden público o terrorismo (hasta el momento no hay alarmas)”, indicó el general Jorge Eliécer Camacho, comandante de la Policía Metropolitana, quien añadió que habrá tres helicópteros y varios drones.


  • Le puede interesar: Medidas de seguridad que tendrá Bogotá para posesión de Petro 

Principales acciones en movilidad

Ahora bien, ¿cómo será el manejo de tránsito? En una primera medida, el ingreso al polígono para los ciudadanos será exclusivamente peatonal por la calle 19, por las carreras 7 y 8 y por la Avenida Jiménez con carrera Décima.

Para el evento de posesión presidencial, la Secretaría de Movilidad autorizó cierres en un amplio sector del centro de Bogotá, desde las 6:00 p.m. del sábado 6 de agosto hasta las 10:00 p.m. del día domingo.

Los cierres previstos se harán en el cuadrante comprendido entre las calles 19 y 7 y entre carreras 3 y 10. Es importante aclarar que tanto la calle 19 como la carrera 10 estarán habilitadas en ambos sentidos para tránsito vehicular, y la calle 7 en sentido occidente-oriente. Sin embargo, si se presentan situaciones que lo ameriten, desde el PMU (Puesto de Mando Unificado) se podrán modificar los cierres y desvíos.

Así mismo, la carrera 4 entre la calle 16 y calle 7, sentido norte-sur, quedará habilitada para el ingreso al evento, y por los cierres en un amplio sector del centro de Bogotá, se recomienda a la ciudadanía utilizar vías alternas como la carrera 10, y la Av. Caracas.

Vale referir que la ciclovía no estará habilitada en la carrera 7, entre calle 45 y la Avenida 1 de Mayo, en la calle 26 entre carreras 60 y 7 y en la carrera 24 y diagonal 40 A, sector Parkway.  Por último, habrá 155 personas de Gerencia en Vía entre Agentes Civiles de Tránsito y Transporte y Grupo Guía, que estarán atendiendo las situaciones que en materia de movilidad se puedan presentar.

Por último, la Alcaldía Mayor de Bogotá espera que haya, en lo corrido del fin de semana, más de 200 mil personas entre eventos culturales, deportivos y el acto político de la posesión.