Duque y los símbolos que marcan su Gobierno

Foto Presidencia

A raíz del debate sobre la invocación del presidente Iván Duque a la Virgen de Chiquinquirá, EL NUEVO SIGLO consideró oportuno presentar cinco símbolos de la Nación que el Gobierno ha reivindicado en el pasado reciente.

1. Virgen de Chiquinquirá

Ayer, la Casa de Nariño confirmó que impugnará el fallo del Tribunal Superior de Cali que le ordenó al presidente Duque eliminar un tuit de su cuenta alusivo a los 101 años del reconocimiento de la Virgen de Chiquinquirá como patrona de Colombia.

En ese trino, publicado el 9 de julio, Duque sostuvo que “respetando las libertades religiosas de nuestro país y en clara expresión de mi fe, hoy celebramos los 101 años del reconocimiento a nuestra Virgen de Chiquinquirá como patrona de Colombia. Todos los días en profunda oración le doy gracias y le pido por nuestro país”.

Efectivamente, el 9 de julio se celebró la Fiesta de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá, que fue proclamada por el papa Pío VII, en 1829, como patrona de Colombia otorgándole su propia fiesta litúrgica. En 1919 fue coronada canónicamente luego que este Papa firmara el Decreto. El Santuario de la Patrona de Colombia, declarado Basílica en 1927 por el papa Pío XI, suele ser visitado cada año por miles de fieles, en especial, durante esa fecha; aunque esta vez por las razones de todos conocidas la conmemoración fue muy diferente.

2. Bandera

Entre los símbolos más apreciados por los colombianos está el pabellón nacional que ha sido tomado como enseñanza por la primera dama María Juliana Ruiz de la campaña “Ayudar Nos Hace Bien” para hacer llegar un millón de mercados donados por el sector privado a las regiones más apartadas y necesitadas de ayuda durante la actual emergencia sanitaria.

El 24 de marzo, cuando empezó la cuarentena, Ruiz manifestó: “Hoy los invito a que pongan su bandera y le demostremos al mundo que somos solidarios, somos positivos, somos colombianos. Hoy más que nunca cada acción que hagamos beneficiará a alguien más, hoy más que nunca debemos estar convencidos que ayudar nos hace bien”.

3. Espada de Bolívar

El viernes de la semana pasada, con motivo de la conmemoración 237 del natalicio de Simón Bolívar, el presidente Duque llevó la espada del libertador a la Casa de Nariño. “Aquí en la casa de todos los colombianos estaremos compartiendo la espada del Libertador, para que su memoria no esté encerrada en una bóveda, sino que pueda ser apreciada por la ciudadanía”.

De la espada elaborada hacia 1821, que reposa ahora en una urna de cristal sobre una base con patas de madera, precisamente en el Salón Bolívar de la Casa de Nariño, ese mismo día en ceremonia virtual el historiador Álvaro Tirado Mejía manifestó que “en manos de Bolívar, representó ambas cosas: la guerra, la batalla en el combate por la soberanía, la independencia, la creación de la República y la libertad. Pero envainada, la espada se vuelve testigo de la búsqueda del entendimiento, de la paz, de la necesidad de las instituciones, de la reconciliación y de los proyectos comunes que necesita una nación, especialmente, tras las secuelas que dejan los conflictos”.

4. Fuerzas Militares

Desde el próximo año, cada 2 de julio se celebrará el Día de la Valentía y Estrategia Militar, durante el cual las autoridades administrativas del nivel nacional y local destacarán a los ciudadanos que hayan actuado de manera valiente y leal en favor de las instituciones democráticas y de derecho del Estado colombiano.

Así quedó establecido en la Ley 2034 de 2020 sancionada el lunes por el presidente Duque. La norma rinde homenaje a los miembros de la Fuerzas Militares que participaron en la exitosa Operación Jaque, con la que el 2 de julio de 2008 se logró la libertad de 15 personas secuestradas por las Farc.

Se trató, precisó el Mandatario, de “un triunfo de Colombia frente al terrorismo, frente al secuestro. Esa memoria es importante tenerla siempre viva”.

5. “Prevención y Acción”

El artículo 188 de la Carta Magna proclama que “el Presidente de la República simboliza la unidad nacional y al jurar el cumplimiento de la Constitución y de las leyes, se obliga a garantizar los derechos y libertades de todos los colombianos”.

Duque ha logrado cumplir con ese precepto constitucional a través del programa televisivo “Prevención y Acción” que se ha transmitido de manera casi ininterrumpida desde que comenzó la pandemia. Esa es, de lejos, la columna vertebral de la estrategia comunicacional activada por el Gobierno en el marco del plan de contingencia para hacerle frente a la crisis sanitaria.