UN EXMILITAR QUE REGRESÓ A COLOMBIA ESTÁ ENTREGANDO INFORMACIÓN
Las claves del magnicidio en Haití

Foto AFP

Se cumplen 11 días del asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, quien fue tiroteado en su propia residencia supuestamente por un comando de exmilitares colombianos.

A pesar de que las investigaciones avanzan en ese país, con la colaboración de la Policía colombiana e Interpol, faltan respuestas sobre las motivaciones de este crimen, quién o quiénes dieron la orden y cuántos de los 24  connacionales que conformaban un equipo de seguridad, que fue contratado para trabajar en ese país, sabían de lo que iba a ocurrir y participaron.

A continuación algunas de las piezas clave de este rompecabezas que tendrán que armar las autoridades para llegar a la verdad de este caso que ha concitado la atención mundial.

1. Los colombianos

Un total de 24  exmilitares colombianos conformaban el grupo que el médico haitiano Emmanuel Sanon supuestamente comenzó a idear en Miami para su seguridad personal, en varias reuniones que tuvo con el empresario venezolano Antonio Intriago,  dueño de la empresa CTU Security; James Solages, haitiano norteamericano que hizo parte de dicho comando armado y que fue capturado por la Policía de Haití tras el atentado; y el también colombiano Arcángel Pretelt, quien habría sido designado por esta compañía para reclutar al resto de los integrantes.

Del grupo de colombianos hay dos que fueron clave pues habrían participado desde cuando se estaba ideando el plan y ayudado a reclutar a otros compatriotas. Además en determinado momento les habrían comunicado los haitianos organizadores que la misión no era prestar seguridad sino secuestrar al Presidente; pero día después se habría dado una contraorden para que fuera asesinado.

Según la Policía colombiana ellos son Duberney Capador (quien fue abatido por policías haitianos tras el ataque) y  Germán Rivera,  capturado por las autoridades de Haití  junto con 17 connacionales más que son señalados de haber participado en el crimen.


Le puede interesar: Tres mejor que dos…nuevo debate sobre vacuna anticovid


La duda que existe en este momento en Colombia es cuántos de esos connacionales sabían del plan criminal y participaron en el ataque, pues se ha filtrado que la mayoría no estaban enterados y fueron llevados a ese país bajo engaño. 

El propio presidente Duque dejó abierta esa posibilidad basándose en la información que ha recaudado la Policía colombiana, cuando señaló que “dentro del grupo hay un grupo más reducido que eran los que aparentemente tenían el conocimiento detallado de lo que sería una operación criminal".

2. Tres muertos

Tres exmilitares colombianos que hacían parte del comando de seguridad que supuestamente organizó el médico Sanon resultaron muertos en la reacción de la Policía haitiana luego del atentado en que perdió la vida el Presidente.  Ellos son Duberney Capador, Miguel Guillermo Garzón y Mauricio Javier Romero.

Sin embargo hasta el momento no se ha explicado de manera clara las circunstancias en que perdieron la vida estas personas y el papel que cumplieron Romero y Garzón, pues en el caso de Capador la Policía colombiana lo señala de conocer del plan criminal.

3. Tres prófugos

La Policía haitiana sigue buscando en Puerto Príncipe y otras regiones de ese país a tres colombianos que señalan de participar en el magnicidio. Sin embargo, la persecución ha sido hasta ahora infructuosa.

Se especula que hayan cruzado la frontera para adentrarse en República Dominicana.

4. Colombia reconoce   

Cuando se conoció la noticia de que un grupo de exmilitares colombianos fueron capturados acusados ​​de asesinar al Presidente de Haití,  en el círculo de oficiales retirados y la derecha política colombiana manifestaron la esperanza de que estos no hubieran participado en el crimen sino que bajo engaños lo llevaron para inculparlos.

Sin embargo el gobierno de Duque desde el principio manifestó su disposición a colaborar en la investigación y poder llegar a la verdad. En ese sentido la Policía colombiana ha hecho un valioso aporte a la investigación.

5. Fuente humana

Un colombiano que fue reclutado y estuvo unos días en Haití, ha sido clave entregando información a la Policía colombiana pues con el paso de los días conoció del plan criminal, y por ello habría decidido volver al país y no involucrarse en ese asunto.

El presidente Duque dijo que “esa información también está saliendo de testimonios de personas que no viajaron y que también habían sido reclutadas”.


Además lea: Biden apelará fallo judicial contra programa para los "Dreamers"


6. Asistencia consular

La Cancillería ha sostenido varias reuniones con la Embajada de Haití, con la intención de que se permita que vaya a ese país una delegación consular para que  se entere de la situación de los exmilitares colombianos capturados y les preste asesoría jurídica por la situación que atraviesan.

Se conoció que los gobiernos de Colombia y Haití acordaron una visita consular el próximo miércoles para atender la situación de los 18 connacionales que están allí detenidos.

Por su parte el defensor del Pueblo, Carlos Camargo, dijo que “estamos dispuestos a fortalecer la asistencia consular para quienes estén vinculados en procesos ante la justicia de ese país”.

7. El atentado

Las autoridades no han informado hasta el momento qué ocurrió exactamente en la madrugada del 7 de julio en la residencia del primer mandatario de Haití. Lo que se conoce es que llegó un grupo armado en varias camionetas, después al parecer se dividieron en dos grupos y siete sujetos ingresaron de forma violenta, redujeron a los pocos policías que custodiaban el sitio y se dirigieron al dormitorio del jefe de Estado para proceder a dispararle. 

Jovenel Moïse recibió 16 impactos de bala y su esposa también resultó herida, hoy se recupera en un hospital en Estados Unidos.

El director de la Policía, general Jorge Luis Vargas, dijo que "se habrían conseguido varias camionetas y otros vehículos para llegar a la casa, redujeron a la policía que estaba ahí y entraron a la casa, en donde no se produjo el supuesto arresto sino la muerte del Presidente".

No obstante no se ha dado a conocer cuáles colombianos ingresaron a la residencia y dispararon al Presidente.

8. Financiación

El plan contra el Presidente de Haití fue cuidadosamente preparado durante varios meses en Estados Unidos y también significó el desplazamiento de varios de los que participaron a países como República Dominicana y Panamá. 

El diario norteamericano The Washington Post señaló que para esta operación se presupuestaban préstamos de algunas empresas que participaban, como Worldwide Investment Development Group y CTU Security, al médico Sanon para municiones, equipo, transporte y alojamiento para el personal, con la condición de que este devolviera los recursos con activos de Haití cuando supuestamente tomara el poder tras quitar del medio a Moïse.

9. Quién es el cerebro

La Policía de Haití capturó al médico y pastor evangélico Sanon a quien señala de planear y ordenar la muerte del jefe de Estado de ese país.

Sin embargo versiones de prensa indicaron que algunos de los colombianos capturados habrían dicho a los investigadores en Haití que el primer ministro Claude Joseph, quien asumió el poder de forma interina, es el cerebro del plan criminal.

La Policía haitiana señaló que no hay ningún indicio que involucre al Primer Ministro en estos hechos.

De otra parte, las autoridades de la isla detuvieron también a Dimitri Hérard, jefe de seguridad del palacio presidencial, quien fue capturado junto con otros tres hombres que hacían parte del esquema de protección del presidente Moïse.

10. Los móviles 

Las investigaciones apuntan a encontrar a quién o quiénes planearon el crimen del Presidente de Haití, sin embargo, las motivaciones tal vez nunca se sepan realmente cuáles fueron. 

Ambiciones políticas por el poder, intereses económicos, intenciones mesiánicas de alguien que sin importarle los costos quiere darle un rumbo diferente a esta empobrecida nación, son algunas de las razones que podría tener este magnicidio.