Más de 13 mil estudiantes en peligro por escombros en el Valle

Foto cortesía.

Los escombros que dejó la suspensión de las obras de adecuación en 10 instituciones educativas en Tuluá y Buga pone en peligro a 13.500 estudiantes, denunció la Procuraduría. 

Ante esto, el órgano de control pide al Fondo de Financiamiento de la Infraestructura Educativa – FFIE- aplicar como medida de urgencia, en el término de un mes, la construcción de cerramientos en cada uno de los planteles.

En busca de una solución, la Procuraduría llevó a cabo la primera Mesa Regional de Infraestructura Educativa en Tuluá, a la cual asistieron representantes de padres de familia y rectores de las instituciones quienes expusieron las dificultades y los riesgos que representan, tanto para la población estudiantil como para la académica, las condiciones en las que se encuentran las instituciones educativas, razón por lo que se se solicitó a las autoridades municipales tomar las medidas necesarias para reanudar las obras en el menor tiempo posible.

La próxima sesión de la mesa regional se llevará a cabo para analizar la situación de los planteles educativos de Cali y Palmira, así como los municipios no certificados, en cabeza de la Gobernación del Valle del Cauca.