Acabar con la coca buscan Duque y Pompeo

Archivo

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, confirmó ayer que tuvo una conversación el pasado lunes con el presidente Iván Duque en la que dialogaron sobre las acciones para reducir los cultivos de coca en el país.

“El secretario Pompeo y el presidente Duque discutieron sobre la importancia de darle continuidad a las acciones conjuntas para reducir los cultivos de coca y la producción de cocaína en Colombia”, señaló el comunicado enviado por la oficina del jefe de la diplomacia estadounidense.

En la breve comunicación se señaló, además, que la estrategia está enfocada en “aumentar la erradicación y las operaciones contra las redes de tráfico”. 

Pompeo también agradeció al presidente Duque “el fuerte liderazgo de Colombia en Venezuela”. “Ellos acordaron seguir trabajando juntos para apoyar al pueblo venezolano en la restauración de su democracia y para mitigar la actual crisis humanitaria y migratoria”, añade el comunicado.

La conversación entre Duque y Pompeo se produce luego de que el presidente Donald Trump manifestara el pasado viernes que Duque era un “buen tipo”, pero que desde que asumió la presidencia, hace ocho meses, llegan más drogas a territorio estadounidense.

“Déjenme decirles algo, Colombia tienen un nuevo Presidente, es realmente un buen tipo. Yo lo conocí, vino a la Casa Blanca. Él dijo que iba a detener las drogas”, pero “hay más drogas saliendo de Colombia ahora mismo que antes de que fuera presidente. Él no ha hecho nada por nosotros”, afirmó el polémico Mandatario.

Entonces, el ministro de Defensa, Guillermo Botero, expresó su sorpresa por las declaraciones de Trump y aseguró que los gobiernos de Colombia y Estados Unidos ya habían hablado del tema en la reunión que habían sostenido los mandatarios en la Casa Blanca, en febrero.

“Pienso que el presidente Donald Trump, en la reunión que tuvo con el presidente Duque, afirmó que lo que veía era colaboración por parte del Gobierno colombiano y en un informe que entregó el Departamento de Estado así lo reconoce, así que me sorprende esa declaración”, afirmó el Ministro.

Durante el encuentro entre los mandatarios, Trump había insinuado que Colombia estaba atrasada en la erradicación de cultivos de coca, pero Duque defendió el ritmo de trabajo del Gobierno en esa materia.

El ministro Botero había informado, en diciembre, que el año pasado fueron eliminadas 87.571 hectáreas de cultivos ilícitos, de las cuales 60.016 fueron erradicadas y en 25.555 se hizo sustitución voluntaria por parte de los campesinos.

“Desde el 7 de agosto de 2018 se han intensificado los esfuerzos en todos los frentes para contener el crecimiento de los cultivos ilícitos, reducir el consumo y la oferta, desarticular los emporios criminales, afectar las economías y rentas ilícitas, y transformar positivamente los territorios más afectados por el narcotráfico”, señaló el Gobierno nacional.

En 2017 el Presidente estadounidense ya había amenazado con eliminar la certificación a Colombia en relación a las luchas antidrogas, lo que significaría incluir al país en una lista negra donde figuran las naciones que no han cumplido sus compromisos internacionales contra el narcotráfico.

De acuerdo con la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc), en 2017 los cultivos de droga crecieron en la país un 17% y alcanzaron un récord de 171.000 hectáreas, 25.000 más que en 2016.