Gobierno busca garantizar el servicio de Internet: Hoyos

Foto archivo El Nuevo Siglo

Garantizar la comunicación a los colombianos en tiempos de crisis busca el Decreto 464, uno de los emitidos por el Gobierno al amparo del Estado de Emergencia originado en la pandemia del coronavirus.

Según el Decreto, los servicios de telecomunicaciones “incluidos los servicios de radiodifusión sonora, los de televisión y los servicios postales, son servicios públicos esenciales. Por tanto, no se suspenderá su prestación durante el Estado de Emergencia. Los proveedores de redes y servicios de telecomunicaciones y postales no podrán suspender las labores de instalación, mantenimiento y adecuación de las redes requeridas para la operación del servicio”.

Así mismo, el artículo indica que para planes inferiores a 2 UVT ($71.214) el servicio no se le cortará, se garantizará un mínimo y que en caso de cortársele el servicio se permitirán recargas.

Samuel Hoyos presidente de Asomóvil, le aseguró a EL NUEVO SIGLO que el gremio entiende “que en este momento lo más importante es garantizar las comunicaciones del país. Y la industria actuará conforme a lo decidido en el Decreto que han firmado el presidente y los ministros. Y actuaremos de conformidad con la decisión. Vamos a cumplir este decreto al pie de la letra. La industria va a colaborar con el Gobierno en estos momentos difíciles, lo más importante es garantizar las comunicaciones de los colombianos. Quiero aclarar que lo dispuesto en la norma no quiere decir que queden eximidos de la deuda. La deuda permanece y tendrán que pagarla, pero les garantizaremos un mínimo vital de comunicaciones durante un mes para sortear esta crisis conjuntamente”.

Por otro lado, el Director del gremio anotó que los colombianos deben hacer uso racional de Internet o la red puede congestionarse.

“Esto no es solamente de los operadores. Hay una capacidad y es limitada. Internet es un recurso escaso, limitado, cuya capacidad no se puede ampliar de la noche a la mañana. Si no hacemos un uso responsable y racional del recurso, la red no va a soportar un incremento exagerado en el tráfico. Y sobre todo, si el uso es pesado es probable que se presenten inconvenientes en la prestación del servicio. Si los colombianos queremos seguir contando con el buen uso del Internet y de las comunicaciones, tenemos que hacer buen uso de las mismas”.

Hoyos explicó que, “detrás de Internet hay redes, hay fibra, hay antena, hay torres. Todo un despliegue de infraestructura intensivo en tecnología que cuesta miles de millones de dólares y que tarda años en desplegarse. Gracias al esfuerzo que ha hecho la industria hoy tenemos el 47% de los hogares de Colombia conectados con Internet de banda ancha y seguimos haciendo esfuerzos todos los días por mejorar la calidad y el servicio. Pero ese esfuerzo solo es posible con la colaboración de los usuarios y del Gobierno, que entienda la importancia de esta industria en momentos donde Internet es vital para el funcionamiento del país”.

El exrepresentante Hoyos indicó que desde Asomóvil se está trabajando en “un decálogo de buenas prácticas de uso racional y responsable del Internet que debe ser acogido por todos los ciudadanos. Así mismo, las plataformas de contenido tienen que modificar sus formatos y pasar a formatos estándar, evitando los de alta calidad en estos momentos de crisis. Esto no es solo en Colombia. Se está haciendo en todo el mundo. De esta manera usuarios, industria, plataformas y Gobierno podemos garantizar la prestación del servicio, de otra manera va a ser muy difícil”.

A su turno, la ministra de las Tecnologías, la Información y la Comunicación (TIC) Sylvia Constaín, explicó que “esta situación nos ha llevado a ver la importancia de los servicios de Internet, estamos trabajando con los operadores para asegurar que las redes que no están acostumbradas a tanto tráfico, como estamos teniendo en este momento, se mantengan fuertes para asegurarnos que los colombianos tengan el acceso a las comunicaciones”.

Según la Funcionaria, “es muy importante que los colombianos hagan un recurso responsable de los recursos, prioricemos el uso de Internet para educación, telemedicina, telesalud, trabajo, lo que nos va a permitir a todos la garantía que podemos acceder a estos beneficios que nos da el estar comunicados”.