Off the record

Foto cortesía

Pasando factura (I)

El presidente Iván Duque cobró esta semana, durante un conversatorio sobre los avances de movilidad eléctrica en Colombia, una de sus ejecutorias como senador e incluso se sacó la espina de quienes -dijo- se reían de su iniciativa de entonces. “… Yo era congresista con Federico Hoyos, quien fue embajador en Canadá y Consejero Presidencial, redactamos ese proyecto de Ley de Movilidad Limpia, lo defendimos en el Congreso de la República y llegó a ser ley. Fue nuestro Gobierno el que reglamentó esa ley. Esencialmente, recuerdo que en la campaña decía: vamos a fijarnos una meta, que Colombia para el 2040 tenga la gran mayoría de su parque automotor en movilidad limpia. Mucha gente se reía, decían que eso era aspiracional, casi que utópico. Lo cierto es que, desde que salió la ley y empezó la reglamentación, a hoy, aun en el año de la pandemia, es decir, el año más duro que ha tenido la economía colombiana en su historia, las ventas de vehículos eléctricos e híbridos aumentaron en un 70%”.

Pasando factura (II)

Pero no fue la única factura que pasó Duque, también trajo a colación otro hecho de hace dos años que bien podría tomarse como la cuota inicial del negocio que ahora Ecopetrol quiere adelantar para comprar el 51,4% de las acciones de ISA, que son propiedad de la Nación. “…Hace dos años, me senté con el presidente (de Ecopetrol) Felipe Bayón y le dije, que Ecopetrol dé el paso a las energías renovables. Ecopetrol no estaba en renovables. Colombia tenía 35 megas de capacidad instalada, de renovables no convencionales en agosto del 2018. Este año, solamente Ecopetrol, en autogeneración, va a tener más de 400 megas de capacidad instalada. Es decir, solamente Ecopetrol va a cerrar este año teniendo 10 veces más de lo que teníamos de capacidad instalada hace tan solo dos años”.

Vuelve y juega

Para seguir con el Jefe de Estado, esta semana también insistió en que los cabecillas de las Farc no deberían seguir en el Congreso. Es una tesis recurrente pero días atrás desde la JEP le habían replicado que era esa jurisdicción la encargada de fijar los criterios de las penas de los sometidos a la misma. Pero Duque no declina su reclamo: “… Es muy importante que las sanciones propias sean efectivas y que les permitan a las víctimas tener una reparación moral. Por eso nunca nos cansaremos de defender el principio a partir del cual, los máximos responsables de crímenes de lesa humanidad deben comportarse de una manera clara y gallarda frente a sus víctimas, empezando porque sea incompatible una sanción por ese tipo de delitos deleznables, frente a la representación política en cargos que, a todas luces, son cargos de alta representación en la institucionalidad nacional”.

¡123 aspirantes!

En cuanto a la JEP existe ya mucha expectativa por lo que será la elección del Secretario (a) General Judicial. Esta semana se publicó la lista de aspirantes al cargo. Generó sorpresa que hay 123, sí 123, aspirantes inscritos a esa posición. En los corrillos políticos y jurídicos llama la atención que esa cantidad de postulados no se dio ni siquiera para proveer los últimos cargos vacantes de magistrados en las altas Cortes.