Este año ya van 39 feminicidios: Herrera

Foto cortesía

La representante a la Cámara Irma Luz Herrera, del partido Mira es la vicepresidenta de esta comisión, donde hoy se realizará una audiencia pública para analizar temas sensibles como la violencia intrafamiliar y el feminicidio. 

EL NUEVO SIGLO: ¿En qué consiste la audiencia de hoy en la Comisión para la Equidad de la Mujer?

IRMA LUZ HERRERA: Es una audiencia muy importante que promueven la senadora Aída Avella y la representante Mónica Valencia. Nos acompañarán todas las mujeres que formamos parte de esta comisión. Queremos hacer un análisis de la situación de la mujer en Colombia, en especial de los feminicidios.

Queremos ver qué ha pasado con la Ley 1771 de 2015, o Ley Rosa Elvira Cely y vamos a hacer un control de los casos que han ocurrido en Colombia.

ENS: ¿Quién asistirá a nombre del Gobierno?

ILH: Están invitadas varias entidades que tienen que ver con el tema de mujer: el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, la Consejería Presidencial para la Equidad de la Mujer, el Instituto Nacional de Medicina Legal, la Vicefiscal General de la Nación, Policía Nacional y el Ministerio de Justicia y del Derecho.

También están invitadas organizaciones como la Fundación Feminicidios de Colombia, la Mesa por el Derecho de las Mujeres a una Vida Libre de Violencias, la Red mariposas de Alas Nuevas, el Movimiento Cívico Político Dignidad por la Guajira, la Organización zona Central Indígena de Mitú, entre otras.

Queremos analizar qué está pasando, porque en lo corrido de este año ya tenemos 39 feminicidios, sin hablar de lo que ocurrió el año pasado muchas veces por cuenta de sus compañeros sentimentales, fruto de la violencia intrafamiliar.

ESN: Es una cifra muy alta, casi un feminicidio por día…

ILH: Sí, las cifras que tenemos son muy angustiosas: 60.000 denuncias por violencia intrafamiliar a agosto de 2020, es decir cada día hay 249 denuncias por este delito según la Fiscalía General de la Nación. Medicina Legal realizó 19.966 exámenes forenses a  mujeres por presunta violencia de pareja. Se presentaron 227 feminicidios en 2020 y 39 al 10 de febrero de 2021 según la Fundación Feminicidios Colombia.

Además 630 mujeres habían sido asesinadas, sin tipificar feminicidio, y más de 11.000 reportaron haber sido víctima de delitos sexuales en 2020.

Solo en Bogotá, entre enero y noviembre de 2020, las Comisarías de Familia atendieron 27.470 víctimas de violencia intrafamiliar y de ese total 20.273 fueron mujeres.

ENS: ¿A qué se debe ese aumento de la violencia contra la mujer?

ILH: No sé si es que en pandemia se incrementó la violencia contra la mujer, o se visibilizó. De pronto porque todas las personas están en el hogar, o no saber manejar los conflictos, todo esto aumenta la violencia intrafamiliar que muchas veces escala hasta terminar en feminicidio. Y estamos hablando solo de cifras que se revelan.

ENS: ¿Qué está fallando para que se dé este fenómeno de violencia?

ILH: Bueno, hay de todo. La Ley Rosa Elvira Cely lo que hizo fue aumentar de 20 a 40 años la pena de cárcel y tipificar el delito de feminicidio. Lo ideal sería no tener que aplicar esa ley.

Pero se necesita trabajar en distintos frentes, comenzando por la familia, el valor hacia la mujer, el respeto, el manejo de conflictos, la tolerancia. Pero cuando ya esto se sale del hogar es importante que las personas pongan su denuncia y que las personas del entorno familiar le ayuden a la mujer a poner la denuncia para que pueda ser orientada, y no dejar que esto escale a una violencia más grave.

ENS: ¿Y sí sirve denunciar?

ILH: Eso es lo que queremos ver en la audiencia, si la denuncia está siendo atendida de forma efectiva, si la ruta es efectiva para que a las mujeres agredidas se les reciba la denuncia y puedan ser atendidas y acompañadas.

Hay que mejorar muchas cosas, que la mujer pueda ir a una casa de refugio, mejorar el acompañamiento, mejorar la protección a la mujer, etc.

Un tema que hay que revisar es la participación económica de la mujer. Si la mujer tiene la posibilidad de generar sus propios ingresos, eso ayuda a que no tenga que estar supeditada a depender de alguien, y eso ayuda a disminuir la violencia. En pandemia la mujer fue más afectada por la pérdida de empleo, porque ella tienen gran participación en los sectores de servicio, hotelero, etc, y esos son los que cerraron primero.