Cadena Hilton ya cerró 150 hoteles en China por el coronavirus

Foto Montaje El Nuevo Siglo

La multinacional hotelera Hilton prevé que el coronavirus supondrá un impacto de entre US$25 y US$50 millones en el ebitda de la compañía en 2020, además de que reducirá un 1% el crecimiento su penetración en el mercado. De momento la cadena hotelera ya ha tenido que cerrar 150 hoteles en China con un total de 33 mil habitaciones.

“Si bien aún es pronto, a partir de la experiencia de la industria con el SARS y otras situaciones similares, hemos tratado de estimar el impacto potencial en nuestro negocio”, dijo el CEO de Hilton, Christopher Nassetta, según publica Travel Weekly. “Pronosticamos de tres a seis meses de escalada e impacto del brote, y luego estas cosas no cambian de la noche a la mañana, por lo que necesitaremos de tres a seis meses más de recuperación”, sostuvo el directivo.

Nassetta ha asegurado que la gran mayoría del impacto en el negocio se centrará en China y Asia, aunque repercutirá también en otros mercados por el descenso de los viajes de los chinos al extranjero. Según Nassetta, el mercado entrante de China actualmente representa aproximadamente el 2.7% del ebitda de toda la compañía de Hilton, mientras que los viajes chinos al exterior contribuyen en un  0,7% de los ingresos y del 0,2% de los ingresos de la cadena en EE. UU.

Hilton ha anunciado que sus ingresos netos para el último trimestre de 2019 cayó un 21%, hasta los US$176 millones, mientras que los ingresos anuales se situaron en US$886 millones, un 15% más. 

Mientras tanto, las principales bolsas europeas cerraron con caídas la sesión de ayer, con excepción de Milán que registró un alza, debido a la preocupación frente a un aumento del número de contaminados por la epidemia del nuevo coronavirus en China. El FTSE 100 de Londres cayó 1,09%, a 7.452,03 puntos, París registró un descenso del 0,19%, terminando en 6.093,14 puntos, la bolsa de Fráncfort por su parte cedió 0,03%, colocándose en 13.745,43 puntos y en Madrid el Ibex 35 cerró la jornada en -0,31%, a 9.908,80 puntos. Solo el Mib FTSE de Milán culminó al alza el jueves (+0,12%), situándose en 24.892,15 puntos.

 

El COVID 19

Mientras tanto, el virus sigue con su recorrido de muertes e infectados por el COVID-19, como ahora se denomina la enfermedad.

Más de 200 personas murieron en las últimas 24 horas en China y se registraron 15.000 nuevos casos de infectados por el nuevo coronavirus debido a una modificación en el método de contabilizar a los enfermos, lo cual multiplicó la preocupación mundial ante la magnitud de esta epidemia.

Sin embargo, este incremento del número de nuevos casos "no representa un cambio significativo de la trayectoria del brote", estimó en Ginebra Michael Ryan, jefe de departamento de urgencias sanitarias de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

"El aumento que se ha visto en las últimas 24 horas se debe, en gran parte, al cambio en cómo se contabilizan los casos", agregó ante la prensa.

En Vietnam, fronterizo con el gigante asiático, una ciudad de 10.000 personas cercana a Hanói fue puesta en cuarentena debido al COVID-19.

Y en Japón, una mujer de unos 80 años infectada con el nuevo coronavirus murió, con lo que el número de fallecidos fuera de China continental llega a tres, tras sendos decesos en Hong Kong y Filipinas.

 

Balance fatal

Las autoridades chinas han anunciado que tan solo en un día 254 personas han muerto debido a esta epidemia y se han registrado 15.152 casos de infección adicionales. Es el balance diario más funesto desde que brotó el virus en diciembre.

Un total de 1.367 personas han fallecido en China continental y oficialmente otras 60.000 han sido contagiadas desde el inicio de la epidemia. Hubei concentra la mayoría de casos, con 14.840, y de muertos adicionales, con 242.

El impresionante aumento del número de infectados se debe a una modificación en la forma de contabilizar a los pacientes, que amplía la noción de casos positivos.

A partir de ahora las autoridades chinas incluirán en el balance de contagiados a todos los pacientes cuya radiografía pulmonar muestre señales de neumonía, sin esperar a la prueba de ácido nucleico que hasta el momento era indispensable para confirmar el diagnóstico.

Sin embargo, este test es más lento y laborioso y exige equipos que no siempre están disponibles, lo cual retrasaba el tratamiento del paciente.

Según la Comisión de Salud de Hubei, el nuevo método permitirá que los pacientes sean atendidos "lo antes posible".

Kentaro Iwata, profesor de la Universidad de Kobe (Japón) y experto en enfermedades infecciosas, calificó de "comprensible" el cambio de metodología.

Para Yun Jiang, especialista de China en la Universidad Nacional de Australia, se trata de una "medida pragmática" ante la carencia o el retraso de métodos de detección más precisos.

Temor mundial

Durante una reunión el jueves en Bruselas, los ministros europeos de salud abogaron por una mayor coordinación entre países del bloque y alertaron de posibles problemas de aprovisionamiento de medicamentos y de equipos de protección.

"Todos los Estados miembro tienen un plan de acción y un buen nivel de preparación", lanzó la comisaria de Salud, Stella Kyriakides. También aseguró que "hasta el momento no se señaló escasez de medicamentos". China es un importante productor de principios activos, necesarios para la fabricación de medicamentos.