Lupa de Gobierno y FF.AA. al orden público en todo el país

Foto cortesía

Los altos mandos junto con el Presidente de la República realizaron una reunión ayer para evaluar la seguridad en el país

_____________

El presidente de la República, Iván Duque, junto al ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, y la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez acompañados de la cúpula militar y de policía realizaron la primera reunión del año sobre seguimiento nacional en temas de orden público.

El general Óscar Atehortua, comandante de la Policía, dio declaraciones al finalizar el evento que “la reunión se centralizó para hacer un recorrido en las unidades policiales sobre cómo está la situación de orden público en el territorio. Le presentamos al señor presidente de primera mano, cada uno de los comandantes de las unidades en el territorio nacional, las particularidades de la región de cara a los retos de seguridad y convivencia del año en curso”.

Según el uniformado uno de los temas que se habló en la reunión fue el tema de la entrada de las nuevas autoridades territoriales junto a los temas de “desarrollo local y los planes integrales de seguridad y convivencia ciudadana. La idea es que se inicien la creación de actividades para garantizar seguridad de todos los ciudadanos”.

Atehortua aseguró que se habló de objetivos operacionales enfocados en las áreas “donde se están registrando homicidios urbanos y rurales. Hemos concretado 184 actividades específicas y operaciones para la reducción de los delitos. Queremos afectar 6668 actores criminales que inciden en la convivencia y seguridad ciudadana del territorio. Este ejercicio incluye acciones contra 1343 estructuras de orden local ligadas al tráfico de estupefacientes, a los hurtos y los homicidios”.

Problemas

“Analizamos el tema de las confrontaciones de grupos criminales y asesinatos, además logramos vislumbrar criminológicamente el mensaje de territorialidad de estos grupos. En el Bajo Cauca Antioqueño, por ejemplo, quieren dejar una firma criminal que pretende reclamar el territorio como suyo. Allí hay acciones conjuntas entre la fuerza pública y la Fiscalía”, concluyó el uniformado.

El tema de los líderes sociales también estuvo sobre la mesa durante la reunión, más allá de que el mandatario recibiera el informe sobre lo que pasa en las regiones, también estaba enfocada en el plan de Acción para prevenir el asesinato de líderes sociales. El problema de la seguridad preocupa al gobierno de sobre manera pues según cifras del Instituto de estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz) hasta el momento se han registrado 21 asesinatos de líderes sociales en los 19 primeros días del año. Según cifras del gobierno son 11, sin embargo, la situación sigue siendo preocupante.

Según la Defensoría del Pueblo a 31 de octubre de 2019 se presentaron 118 casos de asesinatos contra líderes y defensores de derechos Humanos, “nos encontramos en el proceso de verificación de 15 casos adicionales que se presentaron entre noviembre y diciembre del año pasado. Estos se suman a 133 casos del 2016; en 2017, 126 casos y en 2018, 178 casos”, aseguró el defensor del Pueblo, Carlos Negret.

Violencia

El funcionario indicó que “son al menos 555 homicidios en lo que se ha recorrido en los últimos que dejan una honda herida a los derechos humanos y a la democracia de Colombia. Se trata de vidas que estaban dispuestas a la causa de la construcción de nuestra Nación. En medio de todas estas cifras tengo una especial preocupación en la violencia contra las defensoras de derechos humanos y lideresas sociales, si bien en los años 2018 y 2019 hay una tendencia a la baja en la cifra global en el caso de la mujer hemos visto un aumento exponencial pasamos de 12 a 19 lideresas y defensoras asesinadas en esos años. Esto en términos absolutos es un aumento del 63%".

El miembro del ministerio público sostuvo que es preocupante “el caso del departamento de Putumayo donde están presionando a las mujeres que lideran causas como la sustitución voluntaria de cultivos y que se han opuesto a la presencia de grupos armados en sus territorios. Una solución para frenar la violencia contra estas personas está en las autoridades que debemos actuar con celeridad y diligencia. Además la comunidad debe proteger a los líderes sin estigmatizar”.

Negret reconoce que tenemos un inicio de año complejo pues “los actores violentos están aprovechando el cambio de administraciones locales y departamentales para enviar un mensaje de poder”.