Odebrecht: escándalo que apunta cada vez más alto

Foto archivo
Los sobornos y las coimas que la empresa brasileña Odebrecht, siguen afectando a los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial. Además han resultado involucrados el sector privado con empresarios sin escrúpulos que le dieron luz verde a la corrupción de la empresa.

___________________

Al terminar el año, la culebra de Odebrecht siguió mostrando todos sus tentáculos que envolvieron a políticos, funcionarios, magistrados, empresarios, asesores, congresistas y toda una ralea de personajes que prefirieron aceptar las coimas de la multinacional que cumplir con sus obligaciones. Estos fueron los principales hechos que se presentaron este año por culpa de Odebrecht:

 

  1. Ñoño, el ventilador

Durante la audiencia de aceptación de cargos ante la Corte Suprema, el senador Bernardo ‘Ñoño’ Elías,  reconoció que sirvió como canal para que dineros de Odebrecht llegaran a campañas políticas. Al reconocer el delito de cohecho y tráfico de influencias, anunció que revelará el paradero de los dineros que, dice, entregó a campañas políticas. Su confesión puede llevar a la cárcel a otros políticos. El congresista se convertirá en el primer parlamentario en ser condenado por el escándalo. La Corte Suprema de Justicia aceptó la sentencia anticipada. Ñoño Elías también reconoció haber influido en reuniones entre el director de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) y un directivo de Odebrecht. Elías reconoció que puso su apartamento a disposición para concertar unas reuniones entre Martorelli y Luis Fernando Andrade para tratar temas relacionados con la construcción del contrato Ocaña – Gamarra.

 

  1. Condena a García

El ex viceministro de transporte, Gabriel Ignacio García Morales, fue condenado a una pena de cinco años y dos meses de prisión. El polémico contrato por el que hoy es condenado García Morales fue firmado en enero del 2010 por 2,4 billones de pesos, del que –de acuerdo con la investigación– el detenido exigió dinero para que apartara del camino a otros competidores, para que le fuera otorgada la concesión a la firma brasileña, como en efecto ocurrió. García deberá pagar una multa de $63 millones. Esta condena fue criticada por el fiscal Néstor Humberto Martínez por lo irrisoria. La Fiscalía le imputó los cargos de enriquecimiento ilícito, cohecho e interés indebido en la celebración de contratos, por recibir US$6,5 millones de Odebrecht para la adjudicación del tramo II de la Ruta del Sol a finales del 2008.

 

  1. Grupo Bulldozer

Un nutrido grupo de congresistas conformarían el brazo político de Odebrecht, denominados por la Fiscalía grupo ‘Los Bulldozer’, que siempre se utilizaba para “tumbar” los inconvenientes de la firma brasileña. Uno de estos contratos es el de estabilidad jurídica que tenía que firmarse antes de diciembre de 2012 y otro es el presunto pago de una coima por $50.000 millones para el favorecimiento de Odebrecht en la firma del otrosí para Ocaña-Gamarra. La vicefiscal María Paulina Riveros indicó que del grupo harían parte los senadores Armando Benedetti Villaneda, Mussa Besaile Fayad, Bernardo Miguel Elías Vidal y Antonio Guerra de la Espriella. A ellos se suman el senador Álvaro Ashton, Sandra Villadiego, Martín Morales y Ape Cuello, para un total de ocho que al parecer utilizó Odebrecht como equipo de gestión en el Congreso de la República. A ellos se suman Plinio Olano y el exgobernador de Boyacá (hoy contralor de Bogotá), Juan Carlos Granados Becerra.

 

  1. Casa-cárcel para Andrade

El exdirector de la Agencia Nacional de Infraestructura, ANI, Luís Fernando Andrade, fue cobijado con la casa-cárcel. El Juzgado 57 no hizo caso a la Fiscalía y la Procuraduría de acogerlo con prisión en establecimiento carcelario. A Andrade se le investiga por la adición presupuestal que favoreció a la firma Odebrecht para la construcción de la vía Ocaña-Gamarra y la navegabilidad del río Magdalena, hechos ocurridos cuando fungía como presidente de la ANI. En audiencias anteriores la Fiscalía General de la Nación aseguró que Andrade habría borrado varios registros de ingresos del senador Bernardo ‘Ñoño’ Elías. Además, indicó que el expresidente de la ANI habría instruido a Juan Sebastián Correa, exasesor suyo, en sus declaraciones ante la justicia. Sin embargo el mismo juzgado dijo que Andrade no representaba un peligro público y que se había presentado cada vez que era requerido. 

 

  1. El asesor Correa

El Juzgado 12 de Garantías de Bogotá avaló el principio de oportunidad que la Fiscalía solicitó en favor de Juan Sebastián Correa, uno de los protagonistas en la repartija de dineros de Odebrecht y antiguo asesor del expresidente de la ANI, Luis Fernando Andrade. Con esta decisión, el ente investigativo suspende –por un año– tres de los cuatro delitos por los cuales él estaba siendo investigado: tráfico de influencias, amenaza a testigo y falso testimonio.  Correa deberá ser testigo y contar todo lo que sabe de los sobornos que pagó Odebrecht. De hecho, parte de sus declaraciones tienen en aprietos a Andrade. Los hechos señalan que Correa cuadró una reunión entre Andrés Giraldo, amigo personal de Roberto Prieto y Otto Bula. Bula contó que de ese dinero a él solo le habían correspondido $200 millones y que el dinero sobrante se lo había entregado a Giraldo con Prieto como destino final.

 

  1. Empresarios sin principio de oportunidad

A tres ex directivos brasileños de Odebrecht, les fue negado el principio de oportunidad por la juez 41 con funciones de control de garantías de Bogotá. Los empresarios denunciaron el pago de sobornos en Colombia a cambio de contratos de infraestructura. El beneficio judicial otorgaba inmunidad total para Luiz Antonio Mameri, Luiz Eduardo Da Rocha Soarez, y Luiz Antonio Bueno Junior, quienes se comprometen a colaborar a cambio de información que le  permita a la Fiscalía avanzar en las investigaciones. La juez tuvo en cuenta que “Luiz Antonio Mameri, Luiz Eduardo Da Rocha Soarez, y Luiz Antonio Bueno Junior, reconocieron haber entregado US$6,5 millones en sobornos al ex viceministro de Transporte Gabriel García Morales. Los implicados no pueden ser testigos de la Fiscalía en dicho proceso penal en razón a que el ex viceministro se declaró culpable, caso contrario ocurre en el caso del expresidente de Corficolombiana, José Elías Melo, en cuyo proceso podrán testificar”.

 

  1. Las dos ex ministras

Luego de declarar ante la Fiscal Segunda Delegada ante la Corte Suprema de Justicia, las ex ministras Cecilia Álvarez y Gina Parody, sobre su supuesta complicidad en proyectos de infraestructura donde aparentemente participó Odebrecht, se desconoce la suerte jurídica de las ex funcionarias. A Parody se le investiga que cuando era ministra de Educación se suscribió el Conpes 3817 de 2014 que permitió hacer adiciones al contrato inicial de la Ruta del Sol sector 2, se encontraba en un conflicto de intereses o estaba impedida para actuar, ya que podría beneficiar a su familia que hacía parte de la Sociedad Portuaria Regional de Cartagena S.A. Por los mismos hechos es investigada la exministra Álvarez de si incurrió en alguna irregularidad en la adjudicación de la vía Ocaña-Gamarra, mediante el Otrosí 6". De momento Parody y Álvarez han cumplido con las citaciones de los jueces cuando son requeridas.

 

  1. El caso Prieto

Una de las derivaciones del caso Odebrecht, el de Roberto Prieto, dio lugar a la apertura de 11 procesos por los millonarios contratos de entidades del Estado con Marketmedios, la firma de la familia del exgerente de la campaña Santos Presidente del 2014. Así, la Procuraduría investigará los contratos de la Cancillería con esa empresa de publicidad para la realización de la Cumbre de las Américas en Cartagena. También, los negocios de los ministerios de Transporte y Comercio Exterior, Planeación Nacional, el Dapre, el Fondo Nacional del Ahorro, Findeter, Saludcoop (durante la intervención de la Supersalud, la Unidad de Víctimas y la Registraduría, así como los del BID en los que intervino Prieto). La Procuraduría le está apuntando a establecer si Prieto usó su influencia como gerente de las campañas Santos Presidente 2010-2014 para impulsar  la aprobación de los empréstitos que terminaron beneficiando con jugosos contratos de publicidad a Marketmedios, la empresa de su familia. 


9. Proyecto Tunjuelo-Canoas

La Fiscalía encontró presuntos actos de corrupción en el contrato que para el diseño, construcción y puesta en operación de un túnel bajo la modalidad llave en mano para el Sistema de Alcantarillado Troncal Tunjuelo-Canoas, río Bogotá, celebró la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá. Según la Fiscalía, se presentaron irregularidades a través de un acuerdo entre altos funcionarios de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá, miembros del Consorcio Canoas y el Consorcio Interventor Canoas y personas externas, entre quienes se encontrarían Emilio Tapia Aldana, Manuel Castro, Andrés Cardona y Orlando Fajardo, quienes habrían pactado el pago de comisiones o dádivas que terminarían por beneficiar a servidores públicos, tales como los hermanos Samuel e Iván Moreno Rojas. El Consorcio Canoas está compuesto por la empresa CASS, del Grupo Solarte y Odebrecht. Los subcontratistas involucrados son Andrés Cardona, Orlando Fajardo y Gabriel Nieto. Cardona está privado lo mismo que los hermanos Moreno.

 

Síganos en nuestras redes sociales:

elnuevosiglo en Instagram

@Elnuevosiglo en Twitter

El Nuevo Siglo en Facebook