CON EU ESTÁ ESTANCADO Y CRECE CON UE
Agridulce balance en 10 años de los TLC

Foto archivo

De los TLC que ha firmado Colombia en la última década, el acuerdo con la Unión Europea es el que registra mayor dinamismo, con un crecimiento promedio anual de las exportaciones no minero-energéticas del 6,3% anual entre 2013 y 2016 y de un 5,1% en el primer semestre de 2017, según un informe del Centro de Pensamiento en Estrategias Competitivas (Cepec) de la Universidad del Rosario, que este año cumple 10 años de existencia.

“Se destaca el comportamiento de productos agrícolas con gran potencial en ese mercado como aguacates, tamarindos frescos, aceite de palma y bananos”, dijo Saúl Pineda Hoyos, director del Cepec, centro de pensamiento que hizo una evaluación de los principales TLC firmados por el país en la última década.

El informe del Cepec de la Universidad del Rosario destaca el comportamiento de los acuerdos comerciales que han convergido en la Alianza del Pacífico durante la última década. En este período las exportaciones totales crecieron un 5,7% anual promedio con destino a ese mercado, en tanto  que las exportaciones no minero-energéticas colombianas lo hicieron a un ritmo del 4,8% a ese mismo grupo de países (México, Chile y Perú).

Entre enero y junio las ventas de Colombia a los países de la Alianza del Pacífico ascendieron a 1.512 millones de dólares, de las cuales 1.066 millones -más del 80%- corresponden a bienes no minero-energéticos, con una variación del 5,6% en relación con el mismo período de 2016, dijo Pineda Hoyos.

 

Balance desalentador 

El balance del TLC con Estados Unidos resulta menos alentador, según informe. Ese mercado presentó un bajo dinamismo en el desempeño exportador de bienes no minero-energéticos, con un crecimiento promedio anual de 2,95% en los primeros años de vigencia del tratado (2012 – 2016), aunque con un desempeño más auspicioso (crecimiento del 6,5%) en el primer semestre de 2017.

 

Aun así, según el director del Cepec, “conviene destacar productos de alta participación y alto crecimiento en el mercado norteamericano, tanto en el período de vigencia del tratado como en el primer semestre de 2017, como el café sin tostar ni descafeinar; las flores frescas y capullos cortados para ramos o adornos; los claveles-flores y capullos cortados para ramos o adornos frescos; y los filetes frescos o refrigerados de tilapia.

Un comportamiento similar al de Estados Unidos presenta el TLC con Canadá. Las ventas totales de Colombia a ese mercado decrecieron durante la vigencia del acuerdo en 8,8% promedio anual, mientras que las de productos no minero-energéticos tuvieron un crecimiento negativo promedio del 0,9%.

El Cepec de la Universidad del Rosario llamó la atención sobre el bajo desempeño de los TLC con el Triángulo Norte de Centroamérica (El Salvador, Guatemala y Honduras) y con los países de EFTA (Suiza, Islandia, Noruega y Liechtenstein).

En el caso del Triángulo Norte el informe destaca la tendencia poco favorable del valor de las exportaciones industriales y agropecuarias a esos mercados, con una tasa de crecimiento de 0,5% promedio anual entre 2010 y 2016, mientras que el valor de las exportaciones totales decreció en 3% en el mismo periodo de tiempo. En lo que va corrido de 2017 (Enero – Junio) las exportaciones no minero-energéticas de Colombia a este bloque comercial crecieron en 14,8%, frente al mismo periodo de 2016.

Por su parte las exportaciones totales con destino a los países de la Asociación Europea de Libre Cambio - EFTA decrecieron un 15,8% promedio anual entre 2011 y 2016, mientras que el valor de las exportaciones de bienes agrícolas e industriales de Colombia hacia los estados miembros de EFTA conserva una tendencia negativa.

No obstante, el informe destaca el remonte de las exportaciones colombianas a EFTA a junio de 2017, con un crecimiento de 30,8% respecto al mismo periodo un año atrás.

“En medio del panorama agridulce que presenta el desempeño exportador del país en los diferentes TLC, debe destacarse el importante repunte de los acuerdos evaluados durante el primer semestre de 2017, especialmente en los productos agrícolas e industriales. Esta tendencia revela que, por primera vez en los últimos tres años, las exportaciones minero-energéticas están  recibiendo el influjo de la mayor devaluación que ha experimentado la economía en el pasado reciente”, concluyó el director del Cepec de la Universidad del Rosario.