PEROS AL PROYECTO
Límites a sus periodos divide a congresistas

Foto El Nuevo Siglo

La propuesta del Gobierno en la reforma política de acabar con las curules indefinidas, despertó una fuerte polémica en el Congreso. Este medio habló con varios legisladores conocedores del tema. El senador del Partido Conservador Roberto Gerlein, dijo que ”la presencia de largos periodos de tiempo en el Congreso por parte de sus miembros, es una garantía del buen manejo de los problemas que afronta el parlamento”. 

Señaló que “nosotros tenemos un Congreso que se divide en Comisiones que atienden asuntos especializados, la Comisión Primera atiende asuntos constitucionales, la Comisión Tercera asuntos económicos, la Comisión Segunda asuntos internacionales, de manera que lo más importante para el país es que sus congresistas sean personas especialistas”. 

Expresó que si se prepara un congresista por cuatro  u ocho años para decirle que se vaya y perder el esfuerzo, es complicar los temas nacionales, nadie va a ganar y mucho se va perder, “quienes proponen el tema de comisiones por 8 años no han medido muy bien el funcionamiento de todas las naciones, en Estados Unidos es por 6 años, pero ambos son reelegibles indefinidamente. En Francia tienen periodos por 4 años, pero también son reelegibles indefinidamente”. 

Añadió que en el caso de Latinoamérica en todos los congresos hay capacidad para reglarse indefinidamente, “quizás con excepción de México que tiene una tradición, que ellos recogen con el lema de elecciones libres no reelección”. 

Expresó de la misma manera que “aquí hay una situación muy llamativa y es que la gente quiere venir al Congreso denigrando del Congreso, criticándolo, desairando sus instituciones, motivando a la opinión pública una situación de desagravio a los congresistas y al Congreso”. 

Entre tanto, el senador del Partido de La U Jorge Eduardo Géchem, anotó que “estamos pendientes de conocer el texto completo de la reforma política, vamos a reunirnos en bancada, pero todo lo que sirva para mejorar la democracia, esa es la necesidad del momento, debemos evaluarlo dentro de la bancada”. 

Pero anotó que todo lo que contribuya a la democracia es bienvenido, “quiero conocer el texto a toda profundidad y lo importante como siempre es trabajar, hacer la plana bien hecha y responder a la expectativa del país, con transparencia, con pulcritud y con dedicación”. 

La plenaria del Senado abre polémica para limitar el periodo de los congresistas

El representante a la Cámara por el Polo Democrático Germán Navas Talero, sostuvo que es lo que el pueblo quiera, y que alguien lo represente en el derecho que vaya a ejecutar, “en la gran mayoría del mundo es lo que el país quiera, y si el pueblo quiere que tal persona sea congresista, es lo que el país quiere, esa medida a mí no me convence”. 
Manifestó que él considera que los congresistas veteranos tienen toda la sabiduría y conocimiento, “en mi trabajo soy intachable, estudié y mis debates demuestran lo que digo”. 

Acotó el senador Antonio Navarro, de la Alianza Verde, que en Colombia no hay curules vitalicias, “hay reelección indefinida, y lo que se proponen son dos periodos máximo, me parece muy corto, debería ser un poco más, en nuestra consulta anticorrupción, estamos proponiendo tres periodos”. 

Dijo que “como está redactado son dos consecutivos, es decir que después de dos elecciones consecutivas puede volver a otras dos consecutivas”.

Manifestó que como está hecha la propuesta, “pueden ser dos periodos en Senado y después en Cámara, y después vuelve al Senado otras dos veces, es decir puede ser congresista indefinidamente, entonces a mí me parece una tontería, si se va a dejar a un congresista mucho tiempo en el Congreso, pues que no lo pongan a saltar del Senado a la Cámara, y de la Cámara al Senado”.

Dijo Navarro que otra cosa es limitar el número de periodos en los cuales puede ser Senador, “eso es otra cosa, pero así como está redactado, es un artilugio para pasar de una Cámara a la otra y quedarse indefinidamente”.    

Por su lado el congresista de Cambio Radical German Varón, anotó que “estoy de acuerdo, y me parece que es una circunstancia en donde habrá una renovación de la clase política, 8 años es un tiempo suficiente para que se pueda aportar con experiencia”.

El senador Hernán Andrade señaló que “hay que debatirlo, no suena democrático si es en condiciones limpias, cómo vamos a buscar listas cerradas, no veo necesario cerrar a dos periodos, la experiencia cuenta en el ejercicio del trabajo parlamentario, así que al principio no es que me suene, eso es un globo que manda el Gobierno”.

De otro lado, lo que se supo por parte del Centro Democrático, es que apenas se va estudiar porque algunos legisladores consideran que es sano una renovación, pero la fuente advirtió que el partido no opinará sobre el fast track, pero recordaron en un comunicado que “en el Centro Democrático estamos de acuerdo con las garantías a los guerrilleros que se desmovilicen y cumplan con los preceptos de la paz. Estamos en desacuerdo con la impunidad total, con aquello de elegibilidad política a responsables de delitos atroces, que ni siquiera han pagado penas adecuadas; con los riesgos para la empresa privada para el tejido social de la Nación para la democracia, que se derivan de sustituir la Constitución por un fast track, sustitución que durará 12 años y que al final de esos 12 años será muy difícil de reversar”.