SE REQUIERE UNA POLÍTICA DE ESTADO, DIJO
Proyectos agrícolas vía fast track: Gómez

Foto Senado

Vocero del conservatismo menciona que iniciativas son clave para el posconflicto.

EL NUEVO SIGLO: ¿Qué piensa sobre los proyectos del agro en el fast track?
JUAN DIEGO GÓMEZ: Vamos a trabajarlos, son proyectos que son clave en posconflicto para las regiones, se empieza a hablar de proyectos productivos, se empieza hablar de tierras, y vamos a hacer el análisis correspondiente. El próximo miércoles a las 10 de la mañana estamos citados en la Comisión para tal propósito. 

ENS: ¿Le gustan estos proyectos? 
JDG: Sí, creo que son fundamentales habiendo aprobado los proyectos de ley de reforma constitucional que tienen que ver no solo con la dejación de armas, con la amnistía e indulto, con la Justicia Especial para la Paz, con la vocería de las Farc. Entonces ahora es fundamental decidir sobre el acceso a la tierra y las condiciones en el campo para los ex combatientes y las personas que han hecho parte de ese grupo al margen de la ley. 

ENS: ¿El tema de la paz comienza por el campo? 
JDG: Pues ese es un discurso, digamos una frase de cajón, sin embargo el posconflicto, y el éxito del posconflicto sí implica un esfuerzo inmenso por parte del Gobierno en mantener ocupadas a esas personas aquí, que toda la vida han estado en la guerra, que han estado en el monte, que han estado dedicados a la guerra, que han estado armados, y hoy lo que necesitamos es que el país recobre la confianza y la institucionalidad. 

ENS: ¿Cuál ha sido el problema del campo en toda su historia? 
JDG: Algunos asuntos de conveniencia, de falta de planificación, de falta de una política agraria clara por parte de los distintos gobiernos. Hoy lo que tenemos que hacer es revisar de acuerdo a las oportunidades que presenta el mercado que tiene Colombia sobre las potencialidades de frutas, hortalizas, que tienen una gran demanda a nivel mundial, con tecnificación y acceso a tierras para que se pueda hacer un desarrollo justo y equitativo en el campo. 

ENS: ¿No teme que sea una política momentánea? 
JDG: Eso tiene que ser una política de Estado. No podemos permitir que sea una política de gobierno, porque las políticas de gobierno cambian, de acuerdo al interés, a la ideología política de cada uno de los gobiernos. Eso tiene que ser un programa de Estado, y un programa de Estado en el que estamos comprometidos todos los colombianos, porque sostener la paz no es un problema de gobierno, sino de los ciudadanos y es un problema de las instituciones. 

ENS: ¿Cómo lograr que estos acuerdos agrícolas queden blindados? 
JDG: Por medio de los proyectos de ley vamos a tener una discusión amplia, una discusión consensuada, con todos los actores del sector agropecuario y por supuesto con los ex combatientes de las Farc. Vamos a buscar las mejores herramientas, los mejores propósitos, desde el Gobierno, desde el Congreso, por supuesto los que hacen parte de ese proceso. 

ENS: ¿Uno de los temas centrales será el de los cultivos ilícitos? 
JDG: Creo que ese es uno de los temas vertebrales de la discusión. Pero cuando uno revisa en el territorio, los campesinos que están sometidos o que tienen cultivos ilícitos tienen otras oportunidades muy interesantes, pero allí se requiere la mano del Gobierno, se requiere el acceso al crédito, acceso a la tecnología y eso es lo que tenemos que estudiar.