Una ‘Mina’ para explotar en Barça

Foto tomada mundodeportivo
El defensa, que será el primer colombiano en vestir oficialmente la casaca azulgrana, llegó a Barcelona.  El contrato será por 5 años y medio y una cláusula de rescisión por 100 millones de euros

____________
 

El sueño se hizo realidad. Yerry Mina llegó a Barcelona, cuadro que invirtió poco, 11,8 millones de euros, pero que podrá explotar al máximo las condiciones del zaguero colombiano de tan solo 23 años de edad y si rinde como se espera, podría obtener una ganancia cercana a los 90 millones de euros.

Para el equipo culé ya es ganancia el contar con el colombiano, uno de los defensores centrales de mayor proyección por su solvencia en el juego aéreo, efectividad cuando va al ataque y seguridad en los cierres.

Pero si Mina se adapta rápidamente al Barça, como lo hizo en el Palmeiras de Brasil o el Santa Fe de Bogotá, seguramente la cláusula de rescisión subirá.

La confianza que tienen los directivos y el técnico Ernesto Valverde en el jugador nacido en Guachené, Cauca, es tal que el contrato firmado es a cinco años y medio y, dependiendo de lo que haga en sus primeras temporadas, lo podrían renovar.

Mina solo tendrá 28 años y medio cuando se cumpla su primer contrato con los culé, es decir que le quedarán no menos de cinco años de vida en un fútbol competitivo y podrá renovar sin dificultades.

Una de las ventajas que tiene el zaguero de la Selección Colombia es que se tiene confianza, sabe de sus capacidades y de sus limitantes. Además, es humilde, tiene don de gentes y seguramente se ganará a sus compañeros con esa alegría que le es característica.

“El jugador firmará contrato por lo que resta de temporada y cinco temporadas más, hasta el 30 de junio de 2023, y tendrá una cláusula de rescisión de 100 millones de euros”, informó el Barcelona en un comunicado.

Mina, que en su primera temporada con el Palmeiras, al que llegó en 2016, fue elegido mejor central del campeonato brasileño, aportará un potente físico, así como su rapidez y técnica para reforzar la defensa azulgrana.

El joven defensa, de 23 años, es el segundo fichaje invernal del Barcelona, tras la llegada del brasileño Philippe Coutinho procedente del Liverpool inglés, por el que el Barça habría pagado 120 millones de euros fijos y 40 millones más en variables, según la prensa española.

El brasileño, que fue presentado el lunes sin número, podría heredar el 14 de Mascherano, según la prensa.

Pero no es solo el Barcelona el que gana con esta operación. No. La Selección Colombia también obtiene su beneficio porque Mina se va a foguear en un fútbol de élite, mucho más exigente que el brasileño y aunque nadie le asegura la titularidad en el elenco azulgrana, el estar al lado de Piqué, Messi, Suárez y esa constelación de estrellas, lo ayudará a madurar.

Momento justo

Barcelona aprovechó su cercanía con Palmeiras y firmó una cláusula para adquirir a Mina por 9 millones de euros. La misma vencía en junio y aunque hubo ofertas por el zaguero, algunas de las cuales rondaron los 25 millones de euros, el club brasileño respetó lo pactado con los culé.

La idea que tenían los directivos azulgranas era llevarlo a mitad de año, después de la Copa Mundo de Rusia, pero la posible partida de Mascherano y la lesión de Samuel Umtiti, hicieron que se adelantara la incorporación del colombiano.

El negocio debió cerrarse en la primera semana de enero, pero Palmeiras retrasó el traspaso buscando que a sus arcas entraran los 9 millones de euros netos y lo logró porque Barcelona aceptó pagar el porcentaje que corresponde a Santa Fe y a Deportivo Pasto.

Sin embargo, el momento es justo para que Mima llegue al elenco culé porque allí todo marcha viento en popa. Son líderes, van bien en la Champions y en la Copa del Rey y aunque en un club como este la presión siempre es alta, Mima la sentirá con menos rigor y su aporte será la actitud que tenga para adaptarse y las ganas de jugar.

Para la Selección Colombia también es el momento justo para que Mima llegue a un fútbol más exigente, gane experiencia y llegue al Mundial fogueado, como lo está haciendo Dávinson Sánchez en el Tottenham, más el recorrido de Cristian Zapata en el Milán de Italia.

Euclides Mina, padre del jugador del Barcelona de España, Yerry Mina, manifestó su felicidad por la llegada de su hijo a uno de los clubes más importantes del mundo. Considera que se debe celebrar el hecho que en tan solo cinco años de carrera, el defensor lograra que el club ‘catalán’ se fijara en él.

La familia Mima, según relató Euclides, padre del jugador, se enteró el miércoles, cuando su hermano Jair lo llamó para para anunciarle que el traspaso de Yerry del Palmeiras de Brasil al Barcelona estaba hecho.

Y está hecho, hoy Yerry será presentado en el Camp Nou como la segunda gran incorporación después de la de Coutinho, ante los aficionados, aunque ellos ayer le dieron el saludo de bienvenida, así no hayan podido verlo a la salida del aeropuerto, ni a la llegada del hotel, ni en el estadio porque no asistió al juego con el Celta por la Copa del Rey.

Así las cosas, Mima se convierte en una ‘mina’ que el Barcelona podrá explotar y sacarle muchos dividendos, bien sea en lo futbolístico o en lo económico, en caso de que decida transferirlo.

Síganos en nuestras redes sociales:

elnuevosiglo en Instagram

@Elnuevosiglo en Twitter

El Nuevo Siglo en Facebook